El vicepresidente del Consell, José Císcar, reivindicó ayer que están dando “pasos sólidos” y “certeros” para que llegue “cuanto antes” a la Comunitat una mayor financiación autonómica, y defendió que el nuevo modelo debe aplicarse con carácter retroactivo al 1 de enero del 2014.

Ante las críticas que apuntan una postura tibia en esta demanda, Císcar señaló que existe una petición del conjunto de la sociedad valenciana ante la “injusticia” del modelo con la Comunitat. El portavoz dijo que Alberto Fabra “siempre ha reclamado con firmeza la financiación que nos corresponde”, y recordó que la crisis por la que atraviesa el Estado por la crisis no suponen “el mejor contexto” para modificar el actual sistema de financiación.

No obstante, apuntó que existe un compromiso para que en 2015 se modifique el modelo de financiación, y la “batalla” del Consell es exigir que la financiación sea “justa” y se incremente de manera “importante y notoria” lo que recibe hasta ahora.

Respecto al informe del comité de expertos de Les Corts sobre el modelo de financiación, manifestó que “corrobora” lo que siempre ha dicho el Consell y que Fabra se lo hará llegar al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, para que lo conozca.

Quien también habló ayer de financiación fue el secretario general del PSPV-PSOE, Ximo Puig, quien criticó la “incapacidad” de Fabra “en un problema fundamental de existencia del propio autogobierno, como es el modelo de financiación autonómica”.

Sobre la propuesta en materia de financiación del PPCV, Puig consideró que los pactos “no los puede proponer quien los ha roto”, y recordó que el PP “ha roto el pacto que propició el Estatuto” y el acuerdo de Les Corts para mejorar las inversiones del Estado y la financiación.

“No se trata de decir aquí una cosa y otra en Madrid, que es lo que hace siempre Fabra y el PP”, lamentó el líder de los socialistas valencianos. H