La Generalitat ya ha pagado los primeros 10 millones de euros mensuales que se comprometió a abonar durante este año destinados a las ayudas de la vivienda, según informó ayer Presidencia. “Por lo tanto, tal y como anunciaron hace unas semanas la consellera de Infraestructuras, Isabel Bonig, y el conseller de Hacienda, Juan Carlos Moragues, se ha hecho efectivo el pago correspondiente al mes de febrero”, indican desde la Generalitat, donde resaltan que, “se continúa con el cumpliemiento de los pagos comprometidos y el Consell abonará un mínimo de 110 millones de euros este año, a razón de 10 millones al mes”. La Generalitat reconoce que ha llegado a adeudar 240 millones, si bien la deuda se sitúa ahora en 156 millones. H