La irrupción de Ómicron ha revolucionado la evolución de la pandemia de coronavirus en la Comunitat Valenciana. La ola de contagios ha superado todas las expectativas y todos los récords de casos diarios. La nueva variante además trae consigo nuevos síntomas que se suman a los que ya conocíamos del coronavirus.

Fiebre, tos seca, dolor muscular, cansancio, malestar general, náuseas, problemas digestivos y voz ronca. A estos síntomas se le suma también algunos que, hasta ahora, apenas se habían detectado con variantes anteriores. Se trata de complicaciones en las vías respiratorias altas.

Dolor de oídos como nuevo síntoma del coronavirus

La evolución de los pacientes afectados por Ómicron están reportando cada vez más personas que acuden a los centros sanitarios con un nuevo síntoma que bien podría deberse a cómo la nueva variante está afectando más a las vías respiratorias altas. Se trata del dolor de oídos. Los pacientes describen este dolor como muy similar al de una otitis. En realidad, se trata de una inflamación derivada de la obstrucción y de la inflamación que el coronavirus provoca en las vías altas.

Muchos pacientes positivos en coronavirus experimentan graves dolores de oídos

La congestión va íntimamente relacionada con la oclusión de las trompas de eustaquio. Se trata de pequeño canales que conectan el oído medio con la parte trasera de la nariz y la parte superior de la garganta . Su propósito es igualar la presión del aire en el oído medio con la presión fuera de éste. Cuando la parte superior de la garganta y la nariz está inflamada, estos canales se obstruyen y dejan de poder cumplir con su función. Esto genera molestias en el oído y problemas temporales de audición.