Familiares, amigos, artistas y trabajadores del mundo de la cultura, representantes institucionales como el presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, y políticos y colaboradores de la época en la que fue director del IVAM, como Ciprià Ciscar, acudieron ayer al Tanatorio Municipal de València para despedir al crítico e historiador del arte, Tomàs Llorens, fallecido el pasado jueves a los 85 años y fue ayer enterrado en València.

También la vicepresidenta y portavoz del Consell, Mónica Oltra, destacó ayer que la pérdida de Llorens deja «una brillante huella en el universo creativo valenciano y del resto de España». Oltra abrió la rueda de prensa para informar de los asuntos tratados en la reunión del pleno del Consell mostrando «el reconocimiento» del Gobierno valenciano a este almazorense «ejemplar» y transmitió el pésame a todos los amigos y familiares.

Llorens fue el primer director del IVAM (1986-1988) y del Museo Reina Sofía (1988-1990) y, a continuación, conservador jefe del Museo Thyssen Bornemisza de Madrid (1990-2005), trabajo que simultaneó con la docencia universitaria en Girona y Alicante, donde fue investido doctor honoris causa.

Abogado de formación, fue profesor, crítico de arte y académico de Bellas Artes de San Fernando. Aunque licenciado en Derecho y Filosofía, Llorens, nacido el 4 de octubre de 1936 en Almassora, se relacionó siempre con el mundo del arte, primero como profesor universitario, luego como crítico y organizador de diferentes exposiciones nacionales e internacionales, y finalmente como director de museos, y fue comisario de alrededor de sesenta exposiciones. También fue patrono del Museo del Prado. Entre 1962 y 1972 enseñó Estética en la Universidad Politécnica de Valencia, pero fue expulsado y durante la dictadura franquista estuvo encarcelado y se vio forzado a continuación a salir de España.

Trayectoria

Entre los años 1972 a 1976 formó parte del laboratorio de investigación de la Portsmonth Politecnic School of Architecture (Gran Bretaña) y fue conferenciante del mismo centro, además de profesor invitado en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona, la Politecnic of Central London y la Escuela de Arquitectura venezolana de Maracaibo. Ya arraigado de nuevo en España, en 2007 recibió la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes. Estaba casado con la pintora Ana Peters y era padre de tres hijos.