Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

recuperación económica

Marzà: "La cultura es una parte importante de la solución a las secuelas del covid"

El plan estratégico cultural marca las pautas de actuación para el fortalecimiento del ecosistema cultural hasta 2023

'Cultura per a la recuperació' sobre el Pla Estratègic Cultural 2021-2023.

El conseller de Educación, Cultura y Deporte, Vicent Marzà, ha presentado esta mañana el Plan estratégico cultural valenciano 2021-2023 'Cultura para la recuperación' a los diferentes agentes del ámbito cultural valenciano.

El conseller ha explicado que el plan concibe la cultura como "un elemento fundamental de transformación social, económica y territorial, porque la cultura no es un punto y aparte aislado de todo lo que nos rodea, es un bien esencial para la salud y el bienestar de las personas, como se ha constatado con la pandemia".

En esta misma línea, la cultura "es una parte importante de la solución a las secuelas económicas y sociales que ha generado el COVID-19 y, por ello, este plan considera la cultura como parte fundamental para nuestra recuperación como sociedad. En ese sentido, "actúa sobre tres dimensiones estratégicas: salud y bienestar, inclusión y recuperación económica", ha aclarado el conseller.

Agentes culturales

En cuanto al papel de los agentes culturales y creativos, "son el mayor capital creativo del que disponemos y el plan les dedica una atención prioritaria", ha señalado el titular de Cultura, y ha añadido: "Forman parte de un complejo sistema de producción sometido a la omnipresencia digital. Por eso hay que rescribir los campos de la producción cultural en vivo y propiciar nuevos espacios de expresión y nuevas capacidades para los diferentes colectivos profesionales de la cultura".

Teniendo en cuenta los ejes sobre los que pilota el plan 'Cultura para la recuperación', Marzà ha explicitado que "público y creadores son los dos pilares de este documento vivo y dinámico, para relanzar la cultura de la mano del sector y con la fuerza y la ambición que emana de un público que es, en primera instancia, el pueblo valenciano".

Por lo que respecta a la exploración de públicos potenciales, Marzà ha destacado que "las medidas se adecuan a un modelo más horizontal, que pasa de pensar en el público como mero consumidor a considerarlo como parte activa y participativa del hecho cultural. Es por eso que hemos hecho de la inclusión y del equilibrio territorial principios irrenunciables en el ámbito institucional".

En la exposición de las pautas de actuación para el fortalecimiento del ecosistema cultural valenciano también han participado la secretaria autonómica Raquel Tamarit y Ramón Marradas, integrante del equipo de expertos con los que los responsables de Cultura de la Generalitat han trabajado para modular objetivos, marcar prioridades y para incluir las propuestas de los representantes del mundo de la cultura.

Tres líneas de actuación

Los ejes principales del plan se sustentan en tres líneas de actuación, que según el conseller Marzà, "tienen como punto de partida haber escuchado a los sectores culturales y sus necesidades; el análisis de modelos de éxito de experiencias internacionales; la reformulación y el fortalecimiento de las estructuras culturales valencianas; y la optimización de los recursos necesarios con los que implementar las inversiones en ayudas y consolidación de las industrias culturales y creativas".

Una de las líneas se basa al optimizar el uso de los recursos disponibles por parte de la Conselleria para racionalizar y ampliar los recursos que se destinan a la acción cultural e introducir elementos de innovación. Una de las acciones que el conseller ha destacado en este sentido ha sido "la revisión del Circuit Cultural Valencià para convertirlo en un laboratorio de experimentación y difusión, así como la redacción de un ambicioso programa de creación y ampliación de públicos de la cultura".

Otra línea de trabajo pone el foco en la potenciación de la profesionalización de los agentes culturales y creativos valencianos con medidas como la revisión del modelo de ayudas, la asistencia a la internacionalización y un plan de formación que permita la actualización de conocimientos y el aprendizaje de nuevas estrategias.

El tercer punto de desarrollo se centra en acciones para ampliar la red de apoyo al desarrollo cultural y pretende incentivar nuevas oportunidades laborales para todo el entorno de la cultura.

Entre las acciones se prevé la activación del LaVaCC, una unidad encargada de la coordinación de la política cultural de la Generalitat.

Compartir el artículo

stats