El holandés Mario Melchiot se ha convertido en uno de los objetivos prioritarios del Villarreal para la próxima temporada. Y, una vez más, la entidad amarilla parece que ha tenido buen ojo a la hora de elegir. Melchiot, internacional con la selección tulipán --estaba en la lista de reservas de Holanda para la Eurocopa 2004-- ha sido, además, uno de los baluartes del Chelsea en las últimas cinco temporadas, donde se ha confirmado como uno de los mejores laterales diestros del continente.

Por si el currículo deportivo de Melchiot no fuera suficiente para captar la atención del Submarino, el que ha sido su técnico en los últimos cuatro años, Claudio Ranieri, avala ahora su posible llegada al Villarreal. El italiano atendía ayer a Mediterráneo tras su presentación como técnico del Valencia. De su boca sólo salen piropos para Melchiot.

"El Villarreal acertaría plenamente con el fichaje de Melchiot", afirma con rotundidad Ranieri, que destaca los muchos aspectos positivos del que ha sido hasta ahora su pupilo en el Chelsea: "Es un grandísimo futbolista y un excelente profesional, muy serio en el trabajo diario con el equipo".

Si las características de Melchiot como profesional han impresionado a Ranieri, no menos sus virtudes futbolísticas. El nuevo entrenador del Valencia opina que Melchiot es un jugador "muy bien dotado técnicamente", y aunque destaca de su expupilo el "buen recorrido en la banda derecha", no deja de lado otra de las grandes virtudes del holandés: "Su polivalencia". "Es un defensa completo", añade.

La opinión de Claudio Ranieri coincide plenamente con lo que piensan en el Villarreal de Mario Melchiot. Ahora sólo falta que las negociaciones entre la entidad amarilla y el representante del futbolista, Sigfrid Lens, lleguen a buen puerto.