No le han salido bien las cosas últimamente, pero no se hunde. Pese a que no ha brillado como se esperaba, Matías Fernández no tiene previsto abandonar el Villarreal. El mediapunta chileno confesaba ayer que no se plantea salida alguna y reconoció que tiene como principal objetivo triunfar en el Submarino.

"Yo me encuentro bien y muy motivado, con muchas de jugar y demostrar que puedo hacer las cosas bien en Villarreal. Por mi cabeza no ha pasado ni pasa en ningún momento marcharme de aquí. Tengo mucha confianza y muchas ganas de hacer las cosas bien", manifestó el chileno.

Matías Fernández reconoció que ha habido interés de otros clubs por hacerse con sus servicios, pero reiteró que en sus planes entra "seguir y triunfar" en el Villarreal. "Vuelvo a repetir que estoy muy a gusto, quiero jugar aquí y hacerlo bien. No tengo ninguna intención de irme", dijo.

MES Y MEDIO DESPUÉS Tras mes y medio sin jugar por una lesión en la cadera, el futbolista chileno volvió a los terrenos de juego ante el Athletic Club y estuvo a buen nivel. "Era mucho tiempo sin jugar y por fin me tocó volver. Lo que es mejor es que ganamos (1-2). La verdad es que me encontré bien después de tanto tiempo, y sobre todo con muchas ganas de jugar", añadió el chileno.

Precisamente, del partido ante el equipo vizcaíno, apuntó que el Villarreal no estuvo bien en el primer tiempo, pero que en el segundo pudieron darle la vuelta al marcador y conseguir tres puntos que eran "muy importantes" para el equipo en su lucha por afianzarse en la zona Champions.

El mediapunta reconoció que el entrenador, su compatriota Manuel Pellegrini, confía en su plaza en el francés Robert Pirès, del que Matías señaló que es "un gran futbolista", del que debe "aprender mucho" y que es "un gusto tenerle al lado".

Sin embargo, Matías Fernández añadió que siempre tiene ganas de jugar y "si es de titular, mejor". "Pero estoy aquí para intentar que el técnico me dé muchos minutos y aprovecharlos lo mejor posible", remarcó ayer el mediapunta chileno.

Mati destacó para finalizar el hecho que su entrenador hable bien de él. "Es algo que me da mucha confianza y espero devolverle esa confianza", finalizó.