Dani Pendín entrenó ayer con normalidad, después del percance sufrido en el dedo anular de su mano izquierda en la sesión vespertina del miércoles, espantando la amenaza que podía cernirse sobre el Castellón. Así, a falta de la sesión de hoy, última de la semana en La capital de La Plana --mañana se ejercitarán ya en Tenerife--, los 21 futbolistas de la primera plantilla continúan a disposición del entrenador.

Tanto Mario Rosas como Mora, que anteayer se retiraron unos minutos antes de que el técnico cordobés diera por finalizado el trabajo, no tuvieron problema alguno para completar la sesión, que volvió a alargarse en el tiempo.

Por lo tanto, Pepe Murcia está delante de una situación histórica. Por vez primera en la temporada, no cuenta ni con sancionados ni con lesionados. Un panorama del que tampoco pudo presumir su antecesor en el banquillo, Pepe Moré.

LAS QUINIELAS Así, El Califa tendrá que realizar hasta tres descartes a la conclusión de la sesión de esta mañana. Si tomamos como base las convocatorias que ha ido confeccionando desde su llegada, Nakor, Aurelio e Ibon son los tres futbolistas que más números tienen para no subirse mañana al avión que transportará a los albinegros a Santa Cruz de Tenerife. Pero pueden haber sorpresas.

De la alineación, se puede decir exactamente lo mismo. Aunque Murcia recuperará a Aurelio, que no pudo estar frente al Granada 74 porque arrastraba la expulsión sufrida en el Ramón de Carranza, todo apunta a que también mantendrá el mismo once en el Heliodoro Rodríguez López.