La Comisión Permanente de la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte, reunida en el Ministerio del Interior, propuso una multa de 4.000 euros y la prohibición de acceder a cualquier recinto deportivo en 12 meses a un aficionado que agredió violentamente a otro aficionado en el partido Real Valladolid-Córdoba, en el ascenso a Primera División.

Además, este hombre saltó el cordón policial y agredió a un hincha pucelano, que tuvo que ser atendido por la Cruz Roja. En este mismo partido, se sancionó con una multa de 3.500 euros y la prohibición de acceso a cualquier recinto deportivo durante seis meses a un individuo que insultó gravemente a los agentes policiales.

Esta comisión también ha denunciado más actos en partidos de ascenso a la Liga BBVA, como una multa de 3.500 euros y la prohibición de acceder a cualquier recinto deportivo durante seis meses a un aficionado que llevaba una bengala en el Alcorcón-Real Valladolid. La misma sanción fue dirigida a otra persona que llevaba una navaja de grandes dimensiones en el encuentro entre el Hércules y el Alcorcón.

En los partidos de ascenso a la Liga Adelante también hubo altercados. Se ha propuesto una multa de 4.000 euros y prohibición de acceso a cualquier recinto deportivo por un período de 12 meses a un aficionado de un grupo radical que no quiso identificarse ante los agentes e intento agredir a uno en el Cádiz-Albacete Balompié.

Con una multa de 3.250 euros se ha sancionado a los equipos Tenerife y Cádiz por deficiencias en las medidas de control en el Tenerife-Ponferradina y el Cádiz-Lugo, respectivamente. Por último, se ha multado con 3.001 euros al responsable del bar que vendía botellas de cristal en el estadio del Cádiz, en el partido que le enfrentó al Albacete.

En el ascenso a Segunda División B se multó también a un aficionado por increpar violentamente a los jugadores visitantes y escupirles con 4.000 euros y la prohibición de acceder a cualquier recinto deportivo durante 12 meses durante el San Fernando CD-Laudeo CF.

Por su parte, dentro de los encuentros de ascenso a Tercera División, en el partido entre el Elche Ilicitano y el Hércules se le impuso una multa de 3.500 euros y la prohibición de entrar a un recinto deportivo en seis meses a cuatro aficionados de un grupo radical que se enfrentaron a los agentes policiales.

Además, la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte acordó otras sanciones a hinchas que consumían sustancias estupefacientes en el interior del recinto deportivo.

Por último, esta institución impuso una multa de 4.000 euros y la prohibición de acceso a cualquier recinto deportivo durante 12 meses a un aficionado identificado que increpó a los jugadores visitantes en el campo en el partido Tenisca-Izarra, celebrado en Santa Cruz de la Palma (La Palma). Además, intentó agredir a los agentes con el palo de una bandera cuando le pidieron que abandonará el terreno de juego.