Roberto Merhi regresa con fuerza al Mundial DTM. Tras casi un mes de descanso, el castellonense está con las pilas cargadas. “Este pequeño respiro viene muy bien, tras el intenso inicio de competición”, comenta desde Núremberg, a la que se desplazó el martes tras vibrar el fin de semana viendo en Valencia el Gran Premio de Europa de Fórmula 1.

Se trata de un trazado (Norisring) que se adapta bien a Merhi, que ya ha competido allí en la F3 Euroseries. “Vamos a ver cómo se desarrolla el fin de semana, pero es un circuito que me gusta. Espero estar a mi mejor nivel y realizar una gran carrera”, opina.

Pero en la mente del piloto del equipo Persson Motorsport está sumar los primeros puntos de la temporada: “La evolución del coche está siendo muy buena. El equipo está trabajando de forma correcta y cada vez estamos más cerca del top-10. En Spielberg fue una lástima y nos quedamos muy cerca y voy a luchar para estrenar el casillero de puntos en Norisring”, matiza el castellonense.

Pese a que todavía no ha puntuado, la temporada de Merhi para nada se puede calificar de negativa, ya que es su estreno con turismos: “Este primer año es de adaptación y hay que aprender muchas cosas, pero no descartamos comenzar a entrar en los puntos a partir de ahora”.

Hasta la fecha, ya se han disputado cuatro carreras en la DTM y en Norisring se llegará casi al ecuador del certamen, puesto que todavía restarán seis citas. En todas ellas, el castellonense tratará de dar un paso adelante y demostrar que es capaz de lograr unos excelentes resultados. H