El delantero del Shakthar Donetsk Luiz Adriano se enfrenta a un proceso disciplinario por parte de la UEFA después de que anotase un gol gracias a un bote neutral en el que los ucranianos no devolvieron el balón a su rival, el Nordsjaelland, en el encuentro de Liga de Campeones celebrado este martes en Dinamarca.

Al brasileño se le acusa de "haber violado los principios de conducta" establecidos en el artículo 5 de las Regulaciones Disciplinarias de la UEFA. El caso de Adriano será evaluado por el Comité de Control de esta institución el próximo martes 27.

Según el artículo 5 de las Regulaciones Disciplinarias de la UEFA se establece que los futbolistas "se comportarán de acuerdo con los principios de lealtad, integridad y deportividad". En este artículo se incluyen actitudes como la "conducirse de manera antideportiva para tomar ventaja".

La polémica jugada se se produjo en el minuto 26 del partido, cuando el Nordsjaelland ganaba 1-0, en el momento en el que el colegiado detenía el juego por un choque entre dos jugadores. Fue en la reanudación del encuentro cuando Adriano en vez de devolver el balón al cuadro danés, arrancó hacia la portería anotando el primer tanto de los ucranianos que terminaron ganando 2-5.