Denis Cheryshev no ha tardado en cambiar el chip. Es consciente de que hay que apartar por unos días de la mente al Salzburgo y centrarse de pleno en el Eibar, puesto que el Villarreal pretende decir todavía muchas cosas en la Liga. El encuentro del próximo jueves ante los austriacos es vital, pero en el seno del Submarino tampoco descartan luchar por el cuarto puesto que permitiría regresar a la Champions. Está a seis puntos, por lo que los tres que hay en juego ante los vascos son fundamentales.

Por todo ello, el internacional ruso tiene muy claro que el equipo debe recuperar el camino del triunfo en el torneo doméstico tras el tropiezo de la pasada semana en el estadio de Vallecas. “Debemos ser otra vez fuertes en Liga, y además en nuestro campo, y jugar al nivel que lo veníamos haciendo. Queremos volver a recuperar las sensaciones que teníamos antes del encuentro ante el Rayo, en el que no estuvimos a nuestro mejor nivel y terminamos muy tristes por la derrota”, argumenta el interior amarillo.

Para conseguirlo solo tienen que salir al terreno de juego con la misma mentalidad que lo hicieron en el partido de Europa League, puesto que el Villarreal estuvo a un gran nivel y pudo lograr un resultado más beneficioso para la vuelta: “El Salzburgo nos exigió mucho, pero supimos contrarrestarles muy bien. Fuimos los merecedores del triunfo, pero creo que el marcador fue corto por lo que se vio sobre el césped, ya que desperdiciamos buenas ocasiones de gol. Generamos mucho peligro, pero al final solo pudimos meter dos”.

seguir la racha // Ampliar la racha de triunfos consecutivos como locales a 10 es otro de los motivos que provocará que el Submarino salga a por todas ante el Eibar. “Tememos muy claro que debemos salir a ganar y no se nos pueden escapar puntos en el Madrigal”, indica. En toda la Liga solo han perdido nueve de los 33 que ha habido en juego: “En casa lo estamos haciendo muy bien, por eso hay que seguir igual”.

Cheryshev, que se ha convertido en uno de los jugadores revelación del equipo y fue el autor del gol de la victoria ante los austriacos, es consciente de que deberán luchar al máximo ante el Eibar. “Es un equipo muy intenso, por lo que tendremos que estar muy atentos en todo momento. En la primera vuelta ya tuvimos que pelear mucho para sacar un punto”, argumenta el ruso.

El interior del Submarino, que seguramente volverá a jugar con un vendaje en la cabeza, confía mucho en sumar los tres puntos mañana ante el Eibar, para a partir de entonces sí pensar en el trascendental choque que deberán afrontar el próximo jueves en Salzburgo y en el que el Villarreal se juega seguir vivo en Europa esta temporada. H