El Betis encadenó un segundo triunfo seguido que le afianza en la zona alta de la tabla (quinto) al ganar a un Leganés, ultradefensivo en el Villamarín y al que Loren Morón bajó de la nube tras su éxito frente al Barcelona, al volver a dar la victoria a su equipo, como lo hizo tres días antes en Girona, con un gol en la recta final.

Al goleador verdiblanco (24 años), que desde que debutó en febrero de la campaña pasada en Primera frente al Villarreal (marcó dos dianas) es un pilar en la plantilla de Setién, le bastaron cinco minutos en el campo para recoger el premio al dominio abrumador del Betis ante un Leganés al que no le quedó más remedio que defenderse.