50%DTO ANUAL BLACK FRIDAY El Periódico Mediterráneo

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ERE

La 'app' de entregas ultrarrápidas Gorillas inicia el despido de 300 trabajadores en España

La firma de origen alemán ya anunció a finales de mayo una reestructuración global y estudia cómo salir del mercado español

Un repartidor de Gorillas realiza un pedido a domicilio.

La empresa Gorillas, especializada en la entrega ultrarrápida de productos a domicilio, ha comunicado a sus trabajadores en España el inicio de un despido colectivo que afectará a toda la plantilla. 300 trabajadores, según ha confirmado a El Periódico fuentes de la compañía. La dirección ha mandado correos electrónicos a los empelados, en los que les insta a formar comisiones negociadoras para iniciar las conversaciones del expediente de regulación de empleo (ERE). La firma de origen alemán, con 'supermercados fantasma' ubicados en las principales ciudades del país, ya anunció a finales de mayo una reestructuración global y que estudiaba cómo salir del mercado español.

Menos de un año ha tardado Gorillas en arribar a España y comenzar a replegar velas. En la era de las inversiones ultrarrápidas, la plataforma digital ha evaluado el estado de sus cuentas y ha decidido centrarse en los mercados que le dan mayor rentabilidad. Y España no es uno de ellos. La empresa busca socio local al que traspasarle sus activos y los trabajadores no forman parte del trato. Según fuentes consultadas de la compañía, "siguen las negociaciones" con un potencial interesado, pero esas mismas fuentes declinan compartir el nombre hasta que se cierre el acuerdo. En España Gorillas operaba hasta ahora con cartera propia de clientes y a través de un acuerdo que alcanzó con Just Eat para anunciarse a través de su aplicación y tirar de sus de clientes para sus entregas de supermercado ultrarrápidas.

La salida de Gorillas del mercado español ha sido tan rápida que sus trabajadores no han tenido tiempo de organizarse sindicalmente y la empresa carece por el momento de interlocutor para negociar el ere. Es por ello que los empleados deberán constituir antes del 29 de junio una comisión 'ad hoc' con 13 representantes de los diferentes centros de trabajo. Aquí CCOO y UGT están prestando apoyo de asesoramiento a los trabajadores. Directivos de la compañía, como el hasta ahora jefe de proyectos Pedro Suárez de Lezo, abandonaron la misma tras el anuncio de reestructuración global.

Duplicidades con Glovo

La retirada de Gorillas del mercado español no se entiende sin la operación que efectuó el pasado octubre Delivery Hero. Este gigante del reparto a domicilio entró hace ocho meses como accionista de Gorillas con 200 millones de euros de inversión. Y el mismo Delivery Hero, dos meses después, ampliaba su participación en Glovo con una agresiva compra de participaciones que le situaron como el accionista mayoritario de la firma de las mochilas amarillas. Glovo y Gorillas son competidores en el mercado español, pues la firma originaria del Poblenou de Barcelona tiene una división de 'grocery', es decir, de entregas de productos a través de supermercados fantasmas. Ahora Delivery Hero está eliminando duplicidades y tras certificar ambas operaciones decide retirar a la marca Gorillas del mercado español para dejar el terreno despejado para Glovo, cuyo único competidor de nivel en activo son los turcos Getir.

Fuentes de la plantilla explican que la compañía no les ha transmitido ninguna información y que llevan tres semanas con mucha incertidumbre desde el anuncio de la reestructuración global. "La sorpresa ha sido de un día para otro recibir un correo y enterarnos del ere", afirman. Gorillas tiene centros de trabajo en Madrid, Barcelona, Valencia y Alicante. De momento la dirección no les ha trasladado qué indemnizaciones van a plantear y los trabajadores esperan que se planten con la mínima, de 20 días por año trabajado.

Compartir el artículo

stats