Presuntos miembros de ETA descubiertos por la policía francesa cuando estaban reunidos en un camino forestal de la región de Las Landas lograron escapar el miércoles de los agentes. El suceso se produjo a las siete y media de la tarde a unos 20 kilómetros al norte de la localidad de Dax. Una patrulla de la policía francesa detectó la presencia de dos turismos cuyos ocupantes se comportaban de forma extraña. Cuando les querían identificar, los vehículos se dieron a la fuga. Uno de los dos fue encontrado poco después con documentación de ETA en su interior. El coche había sido robado.