Cinco presuntos terroristas islamistas --tres vinculados a la célula desarticulada en Cataluña en el 2003 y dos relacionados con los autores de la masacre del 11-M-- fueron arrestados ayer en Vitoria, Alcañiz (Teruel) y Madrid por agentes de la Comisaría General de Información bajo las órdenes del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón en el marco de la operación Nova.

Los arrestados en Vitoria --Abdelkader Lebik y Abdallah ibn Mutalib-- y el de Alcañiz --Brahim Amán-- estaban relacionados con la célula terrorista desarticulada en Cataluña en febrero del 2003 en el marco de la operación Lago. Los detenidos prestaban apoyo e infraestructura a otro grupo desmantelado en Francia en diciembre del 2002 y dirigido por Meruane Benahmed, el Químico, que iba a atentar con coche bomba contra la Embajada de Rusia en París.

Sobre Lebik recaían cuatro órdenes internacionales de detención expedidas por el tribunal de Chlet (Argelia), donde nació hace 31 años, por pertenencia a banda armada, asesinato, tenencia ilícita de armas y explosivos y otros delitos.

´CORTADOR DE CABEZAS´ Según fuentes policiales, estaba relacionado con Mohamed Tahraui, responsable del grupo desarticulado en Cataluña. Mutalib, también detenido en Vitoria y natural de Chlef (Argelia), proporcionaba documentaciones falsas a compatriotas argelinos. El detenido en Alcañiz formaba parte de la rama terrorista argelina y vivía en el pueblo turolense desde el año 2000. Según la policía, en Argelia era conocido como el cortador de cabezas y tiene pendientes varias penas de prisión por terrorismo.

La policía sospecha que estos islamistas trataban de articular una nueva célula terrorista en España. La policía arrestó en un locutorio madrileño a Jalid Zeimi Pardo, un marroquí ya detenido el 15 de abril por su relación con el Tunecino y otros implicados en la matanza del 11-M. Zeimi formó parte del entorno del huido Amer el Azizi y del líder fanático Abú Dada. Su detención se produjo por su relación con el grupo de Mustafa Maymuni, desarticulado en la operación Nova. También fue arrestado en Madrid Mohamed Uazani, relacionado con los atentados de Casablanca.