El dirigente del PPC y nuevo alcalde de Badalona (Barcelona), Xavier García Albiol, declarará el 7 de septiembre como imputado por un delito de incitación al odio racial y de xenofobia. Así lo ha acordado el Juzgado de Instrucción número 2 Badalona, al que la Audiencia de Barcelona ordenó en mayo la admisión de la querella presentada contra el político por SOS Racisme y la Federació d´Associacions Gitanes de Catalunya por unos panfletos que vinculaban a los gitanos con la delincuencia y que fueron repartidos por los conservadores, así como por unas declaraciones de Albiol en en varios medios de comunicación.

El juzgado de Badalona rechazó la querella basándose en que para existir condena la provocación al odio racial tiene que ser directa y no una mera exposición de ideas. Sin embargo, la Audiencia de Barcelona revocó en mayo la decisión por considerar que Albiol atentó contra la fama y el honor de los gitanos.