El president de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, y su homólogo catalán, Pere Aragonés, han acordado establecer una alianza para captar y gestionar recursos europeos, y cooperar en la creación de consorcios empresariales entre ambas regiones y proyectos como el hidrógeno verde y la economía azul. De hecho, crearán un grupo de trabajo para abordar estas cuestiones.

Posteriormente, Aragonés se reúne con empresarios y sindicatos valencianos para formalizar este grupo de trabajo, del que ayer hubo ya un primer encuentro técnico, "no solo desde el punto de vista institucional", sino para dar también cabida a las aportaciones sociales y económicas y que supondrá "muchas oportunidades", ha explicado el president valenciano.

Al respecto, ha señalado que ambas comunidades reivindicarán ante el Gobierno central más capacidad de singularizar el uso de estos fondos europeos en las respectivas comunidades para adaptarlos a sus necesidades del tejido productivo.

Además, se establecerán mecanismos de colaboración para la creación de consorcios empresariales con la vista puesta en las convocatorias de los proyectos estratégicos para la recuperación y transformación económica en áreas como la automoción, el espacio agroalimentario, el sanitario o el aerospacial.

Del mismo modo, se promoverán alianzas en proyectos como los relacionados con el hidrógeno verde que desarrollan los clústeres de Castellón y Tarragona y líneas de trabajo vinculadas a la economía azul y la protección de humedales como l'Albufera o el Delta de l'Ebre.

Del mismo modo, Aragonés ha explicado que se ha acordado pedir al Gobierno centrar que extienda los fondos Covid a 2022, porque aunque los casos bajan "los efectos de la pandemia, sobre todo en los sistemas sanitarios, perdurarán en el tiempo y requerirán recursos adicionales".

Entre ellos también se encuentra dar un "impulso definitivo" al corredor mediterráneo, una infraestructura "fundamental" para garantizar la prosperidad no solo de la Comunitat Valenciana y de Cataluña, sino del conjunto de España. "Las relaciones de los dos territorios pasarán a ser también de alta velocidad", ha señalado.

Puig ha recordado que Cataluña es el principal cliente comercial de la Comunitat Valenciana y su principal proveedor, y que la Comunitat Valenciana es, para Cataluña, su segundo cliente principal y el cuarto proveedor.

En cuanto a fiscalidad, el presidente catalán ha asegurado que debe haber unas normas mínimas que eviten el "dumping" fiscal tanto en el ámbito europeo como en España, como defiende Ximo Puig respecto a la Comunidad de Madrid, y apoyará las iniciativas que pueda haber en esta línea de limitar la competencia desleal.

Financiación

Ambos dirigentes, que se han reunido este miércoles en el Palau de la Generalitat valenciana, han tratado también la cuestión de la financiación autonómica, en la que Aragonés ha dicho compartir el diagnóstico de infrafinanciación de la Comunitat Valenciana y ha insistido en que Cataluña está iniciando una negociación bilateral con el Gobierno de España y está "muy focalizado" en ella.

Por otra parte, el presidente de la Generalitat de Cataluña, Pere Aragonés, ha coincidido con su homólogo valenciano, Ximo Puig, en el diagnóstico de infrafinanciación que sufre la Comunitat Valenciana y le ha ofrecido "complicidad" para alcanzar soluciones a corto plazo, pero mantiene su prioridad en la mesa de negociación bilateral con el Gobierno de España y no en un espacio multilateral.

Aragonés ha señalado que han salido "absolutamente satisfechos" de la reunión porque ha servido para "tejer puentes" de colaboración en interés de los ciudadanos. Así, entre los asuntos tratados, han abordado la situación financiera de las dos comunidades y la reforma del sistema de financiación que, para Puig, es "irrenunciable" y por ello este martes había mostrado su confianza en que Cataluña "participe en el espacio multilateral" de negociación.

TV3 y Àpunt

Además, el 'president' de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, y su homólogo en Cataluña, Pere Aragonès, han apostado por la "reciprocidad" de los medios de comunicación autonómicos públicos de cada territorio, Àpunt y TV3, para que ambas se puedan ver en las apps digitales de una y otra, mientras se sigue trabajando para superar las dificultades de "carácter técnico" que impiden la reciprocidad en los canales tradicionales.

Así lo han manifestado en la rueda de prensa posterior a su primera reunión en el Palau de la Generalitat valenciana, donde han subrayado también la importancia de aumentar las producciones audiovisuales conjuntas. Ambos dirigentes coinciden en que las lenguas cooficiales necesitan tener también su presencia en este ámbito.