Las autoridades paquistaníes han detenido a un grupo de al menos 20 pescadores indios acusados de haber entrado en aguas de Pakistán de forma ilegal, informó hoy el canal privado Geo TV, que cita a una fuente oficial. La Agencia paquistaní de Seguridad Marítima (MSA, siglas en inglés) detuvo a los pescadores por faenar en zona marítima paquistaní y los trasladó a una comisaría del puerto de la ciudad meridional de Karachi, explicó un portavoz del organismo. Las autoridades también confiscaron cuatro botes pesqueros, según la fuente. Las detenciones de pescadores indios y paquistaníes en aguas del país vecino son frecuentes y, en ocasiones, los arrestados llegan a pasar varios meses bajo custodia. El pasado 25 de marzo, las autoridades paquistaníes detuvieron a 74 pescadores, uno de los cuales falleció en prisión al día siguiente. Las dos potencias nucleares del sur de Asia, enfrentadas desde su independencia del Imperio Británico en 1947, se hallan inmersas en una crisis diplomática tras el asalto terrorista a la ciudad india de Bombay del pasado mes de noviembre. Nueva Delhi acusa de este atentado al grupo integrista Lashkar-e-Toiba, una organización con base en Pakistán que lucha por la anexión de la disputada región de Cachemira a ese último país. Tanto la India como Pakistán usan los momentos de acercamiento diplomático para la liberación de prisioneros, como gesto de buena voluntad, pero el proceso de diálogo que iniciaron en 2004 ha quedado paralizado tras la masacre de Bombay.