MONARQUÍA

El rey Mohamed VI preside el Consejo de Ministros que designa a todos los altos cargos del Estado. Antes, estos cargos eran nombrados por el monarca. El Rey pierde el carácter sagrado y se proclama la igualdad de género, la tolerancia y la apertura.

PARLAMENTO

El cargo de primer ministro, antes elegido por el rey, se reemplaza por el de jefe de Gobierno, nombrado por el soberano pero procedente del partido más votado en las elecciones legislativas.

DERECHOS DEL HOMBRE

El reino se compromete a proteger y promover los dispositivos de los derechos del hombre y el derecho internacional humanitario, y contribuir a su desarrollo, dentro de su individualidad y su universalidad.

IDENTIDAD

El Estado musulmán es soberano, y su unidad está forjada por la convergencia de sus componentes arabo-islámicos, amazig (ahora lengua cooficial) y sahara-hassani, enriquecido por sus afluentes africano, andalusí, hebraico y mediterráneo. Se trata de un gesto hacia los bereberes, al oficializar su lengua y hacia los saharauis, reconocidos como parte del patrimonio cultural del país.

RELIGIÓN

El islam es la religión oficial del Estado, que garantiza el libre ejercicio de culto.

LIBERTAD

A la libertad de expresión y opinión, la nueva carta magna incorpora la libertad de pensamiento.