Tiene como objetivo ofrecer seguridad y tranquilidad a los mayores que viven solos o que pasan gran parte del día sin ninguna compañía y son susceptibles de encontrarse en situación de riesgo. En breve se distribuirán 12.000 nuevos terminales, que se suman a las 2.549 existentes.