+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

buena noticia para los conductores

Abren al tráfico la CV-10 en Borriol tras acabar las obras antes de lo previsto

Los trabajos se han concluido con 16 días de antelación y se podrá circular desde las 20 horas de este viernes

 

Abren al tráfico la CV-10 en Borriol tras acabar las obras antes de lo previsto -

REDACCIÓN
06/07/2018

La Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio ha finalizado las obras de refuerzo del firme en la CV-10, en la variante de Borriol, adelantando la apertura a las 20 horas de este viernes 6 de julio, 9 días antes de fecha prevista, el 15 de julio.

De esta forma, con la apertura de la segunda fase, correspondiente a la plataforma Sant Mateu-Castelló -o circulación dirección sur- se recupera la normalidad en la CV-10 a la altura de Borriol 16 días antes de lo previsto, ya que las obras estaban programadas para que finalizasen el próximo 22 de julio, según ha indicado el director general de Obras Públicas, Transporte y Movilidad, Carlos Domingo.

Como ha recordado Domingo, las obras en la calzada en dirección norte (Castellón -Sant Mateu) también se ejecutaron sin ningún tipo de incidencias que afectaran a los trabajos de refuerzo ni meteorológicas, lo que lo que permitió finalizar una semana antes de lo previsto, es decir, el domingo 24 de junio en lugar del 2 de julio.

En declaraciones de Domingo, la Conselleria, no solo está cumpliendo con sus compromisos, sino que "está adelantando en la medida de lo posible los trabajos y los tiempos de apertura de las obras para minimizar la afección al tráfico".

Durante los 12 días que han durado las obras de la plataforma Sant Mateu-Castellón el tráfico ha circulado para los dos sentidos por la calzada ya ejecutada, la que soporta el tráfico en dirección de Castelló a Sant Mateu, de sur a norte. Las obras se han llevado a cabo entre los puntos kilométricos 17,6 y 24.

Asimismo, ha señalado que "la obra, al igual que sucedió con la ejecución del tramo de la variante de Betxí, se ha estudiado con el máximo detalle posible y ha contado con los equipos de ejecución más modernos para lograr no sólo la calidad que requiere la autovía sino también para acortar en la medida de lo posible el plazo de afección a los usuarios".

Autovía de la Plana

La autovía de la Plana es la vía con mayor Intensidad Media Diaria (IMD) en la provincia de Castellón dentro de la Red de carreteras de titularidad autonómica. En el año 2017 esta vía de alta capacidad ha soportado un tráfico de hasta 42.678 vehículos, con un porcentaje de vehículos pesados del 21,6%, lo que supone que circulan por esta vía 9.168 camiones diariamente.

Tras el cierre, por parte del Ministerio de Fomento, de la N-340 entre Nules y Torreblanca del paso de vehículos pesados, estos deben discurrir (salvo autopista de peaje) por las carreteras autonómicas CV-10 y CV-13, lo que ha supuesto un incremento de vehículos pesados del orden de 2.500 camiones día.

Esta situación de gran cantidad de tráfico, sumado al porcentaje elevado de pesados, provoca daños estructurales en la capa de firme dañando de forma considerable la capa de rodadura lo que crea una sensación de inseguridad en la conducción que conduce a una disminución notable de la seguridad vial.

Para contrarrestar esta situación, el departamento que dirige la consellera María José Salvador redactó un proyecto para reforzar el firme de la autovía de la Plana en aquellos puntos donde se encontraba más deteriorado y licitó las obras por un importe de 5.422.312,78 euros.

Para Domingo, "estas obras suponen un paso más en la campaña de refuerzos de firme y renovación de pavimentos que se están realizando por parte de la Generalitat, en aras de garantizar la seguridad vial en los diferentes viales y su correcta funcionalidad".

Mejoras en 21.540 metros de vía

El objetivo de esta actuación es el refuerzo y renovación superficial del pavimento de tres tramos de la autovía CV-10 deteriorados. En total se va a mejorar con esta obra, 21.540 metros de vía.

Como ha resaltado el director general, se trata de una importante actuación de conservación de carreteras, cuyos objetivos son detener la degradación de los pavimentos, aumentar su capacidad portante y, al mismo tiempo, aumentar la textura de la capa de rodadura, de gran importancia para la seguridad vial de la circulación de los vehículos.

Los términos municipales que abarca son los de Betxí, Onda, Borriol y Castellón de la Plana. Las primeras actuaciones se ejecutaron en la variante de Betxí, en un total de 2.500 metros en ambos márgenes de la autovía. El segundo tramo es el de la variante de Borriol que se está ejecutando y el tercero, que se realizará más adelante, está programado en la intersección de la autovía de la Plana con la carretera CV-20 Villarreal-Onda, en este tramo solamente se actuará en la calzada del margen derecho.

La suma total de refuerzo es de 17.500 metros con una anchura media de 10,5 metros. Como complemento al refuerzo del tronco principal de la autovía, también se van a reforzar todos aquellos ramales de acceso o salida de la autovía que coincidan con los tres tramos citados anteriormente. Estos ramales suman un total de 4.040 metros de longitud y tienen una anchura media de 7 metros.

Temas relacionados