+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Comarcas

 

iniciativa comercial de verano

Almassora cubre los 50 puestos ofertados para el mercado costero

Las paradas repiten ubicación, en el entorno de la ermita del Roser del Mar. El recinto desarrolla su actividad desde el 18 de junio hasta el 17 de septiembre

 

P. R.
08/06/2017

El Ayuntamiento de Almassora ha cubierto los 50 puestos ofertados en el mercado de la playa tras recuperar la gestión municipal del recinto, que ha estado los últimos cuatro años en manos de una empresa externa.

De este modo, los 50 vendedores que han logrado un espacio para llevar a cabo su actividad en la zona costera almazorense arrancarán su actividad el próximo domingo 18 de junio y prolongarán la misma hasta el 17 de septiembre, en el emplazamiento habitual, es decir, en el entorno de la ermita del Roser del Mar.

Asimismo, han fijado el horario de venta al público que, como explican fuentes municipales, será cada jornada dominical de 8.00 a 13.00 horas, mientras que el montaje y desmontaje de puestos abarcará la franja horaria comprendida entre las 7.30 y las 14.30 horas, con el objetivo de minimizar las molestias a los residentes de la zona y facilitar la labor a los vendedores.

NUEVO RUMBO // El consistorio de Almassora, a través de la Concejalía de Comercio, recupera de este modo la gestión del mercadillo de la playa que desde el año 2013 recayó en la única empresa que se presentó al concurso convocado al efecto para licitar la administración del recinto, que se adjudicó por un importe de 5.000 euros anuales durante cuatro ejercicios presupuestarios.

Una vez expirada la concesión, el Ayuntamiento toma de nuevo las riendas de la feria comercial dominical, que regresará al mismo escenario que tenía con anterioridad, «pero con más facilidades económicas para los vendedores del mismo», inciden desde el consistorio. Del mismo modo, desde el equipo de gobierno anuncian que estudian la posibilidad de habilitar más zonas de aparcamiento gratuitas en el entorno donde se instala el mercadillo, con el objetivo de que los vecinos y visitantes que se acerquen a él con el coche puedan estacionar sin dificultad.