+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Comarcas

 

APOYO A LOS DEPORTES NÁUTICOS

Orpesa recibe su primer barco escuela para impulsar el puerto

 

La embarcación tiene 11,68 metros de eslora por 4,62 de manga y capacidad para alojar a 14 personas. -

EVA BELLIDO
01/08/2020

El primer barco escuela ya está en el puerto de Orpesa, donde permanece amarrado mientras ultiman los preparativos para poder ponerlo en marcha cuando mejore la crisis sanitaria de la covid-19. El proyecto, desarrollado por el Club Náutico y que cuenta con el apoyo del Patronato Provincial de Turismo, perteneciente a la Diputación, pretende poner en valor los deportes náuticos y contribuir a la desestacionalización y al estímulo económico de la localidad.

El objetivo es prolongar la temporada alta, sumándose los meses de septiembre y octubre para el turismo nacional; y el resto para los extranjeros, especialmente los aficionados a los deportes náuticos del norte de Europa.

CARACTERÍSTICAS / La embarcación tiene unas dimensiones de 11,68 metros de eslora por 4,62 de manga y capacidad para 14 personas, distribuidas en literas. Podrán alojarse tanto alumnos del puerto como deportistas externos, permitiendo el alquiler del barco completo a aquellos que deseen pernoctar en sus instalaciones a un precio asequible.

De este modo, supondrá una fuente adicional de ingresos en el municipio y su entorno, ayudando a alcanzar el reto marcado en el Plan Estratégico de Turismo 2017-2020 de la provincia de Castellón, que aspira a incrementar los ingresos en hasta un 30%.

Asimismo, se prevé un aumento de inversiones en las empresas del área, principalmente aquellas relacionadas con el sector náutico, el deporte y la restauración.

Otra de las ventajas que supone la pernoctación de los alumnos de las actividades deportivas organizadas por el Club Náutico en el barco educativo es la racionalización del coste total del programa.

Estas naves se categorizan como embarcación de recreo, con un uso exclusivo y limitado al interior del puerto. «Tiene motor, pero solo para aguas protegidas, no puede salir a mar abierto», según explicó ayer el gerente del CN Orpesa, Arturo Peña. «Es un proyecto novedoso que esperamos poner en marcha cuando la situación sanitaria lo permita. Falta una embarcación que llegará dentro de dos o tres meses», añadió.

Por su parte, la alcaldesa, María Jiménez, destacó que «ningún puerto tiene esta prestación, que supondrá dar a conocer a los niños el mar; y, aparte de realizar actividades, podrán conocer nuestro municipio y la experiencia de dormir dentro un barco. Nos permitirá diferenciarnos y estoy muy contenta de que Orpesa sea pionera a través del Club Náutico».