+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Comarcas

 

LAS BASES DEL PROCESO ESTÁN APROBADAS

Peñíscola abre las propuestas para las cuentas participativas

Los vecinos podrán expresar sus ideas para los presupuestos del 15 al 30 de junio

 

BARTOMEU ROIG comarcas@epmediterraneo.com PEÑÍSCOLA
08/06/2017

El Ayuntamiento de Peñíscola ha dado los primeros pasos para elaborar los presupuestos municipales del 2018. Entre ellos, incluyen una nueva edición del proceso en el que cualquier ciudadano o colectivo podrá proponer inversiones. La concejala de Participación Ciudadana, Raquel París, indica que «las bases ya están aprobadas, de modo que, del 15 al 30 de junio, podrán acudir al Servicio de Atención Ciudadana (SAC) o remitir el formulario de forma telemática para expresar sus ideas», resalta.

Una vez se cierre este plazo, los técnicos del consistorio se encargarán de elaborar los documentos de evaluación, que establecerán si las propuestas cuentan con informe favorable o si la petición entregada forma parte de las competencias municipales. Otro elemento que analizarán los departamentos correspondientes es la memoria valorada del coste de la iniciativa planteada.

VOTACIÓN VECINAL // Transcurrida esta fase, elevarán las propuestas para que sean votadas por los ciudadanos. La edila añade que en la primera experiencia (el pasado año) activaron este proceso en agosto. «Ahora, nos hemos adelantado para que en septiembre podamos contar con toda la información necesaria», comenta.

Paralelamente, en las próximas semanas, los diferentes departamentos locales comenzarán a preparar las aportaciones para el resto de apartados de las cuentas, con la intención de que puedan entrar en vigor el 1 de enero, tal y como se ha venido haciendo durante los últimos ejercicios.

La primera votación de presupuestos participativos se hizo en otoño del 2016. En esa ocasión, pudieron elegir entre una serie de mejoras en un tramo del camino Cervera u otra fase de remodelación de la ermita de Sant Antoni. Tras el recuento de casi un centenar de votos, la primera opción fue elegida, mientras que la rehabilitación del edificio esperó a disponer de remanentes.