+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

‘BOUS AL CARRER’

La Vall coge peso en la directiva nueva de la Unió d’emboladors

La provincia está representada con dos aficionados más de Segorbe y Castellón

 

Los miembros de la nueva junta, entre los que se encuentran los tres representantes de la provincia de Castellón. - M. MIRA

MÒNICA MIRA
05/02/2018

La Unió d’emboladors de la Comunitat Valenciana escogió la Vall d’Uixó para celebrar una asamblea general en la que iban a elegir a la nueva junta directiva de una entidad que nació hace dos años para «defender y amparar a los emboladores, al igual que proteger, salvaguardar y difundir la tercera modalidad con mayor número de festejos, a pesar de las prohibiciones, que es el toro embolado», según explicaron sus miembros.

En la junta, que ha tenido que renovarse antes de lo previsto por la dimisión anticipada de dos de sus miembros, el presidente y un vocal, cuenta con representación de las tres provincias de la Comunitat. Junto al presidente, José Vicente Eixarch (Llíria), estarán tres representantes de la provincia de Castellón: Ramón Valladolid, de Emboladors La Vall; Alfonso Alandí, de Emboladores de Segorbe y Agustín Martí, de Emboladors del Serrallo (Grao de Castellón), como vicepresidente y vocales, respectivamente.

DEFENDER LA FIESTA / Ramón Valladolid, que ya pertenecía a la anterior directiva como tesorero, tiene muy clara la función de la Unió. «Nos estamos llevando la peor parte de la oposición a los bous al carrer, pero por falta de información, porque los primeros que queremos salvaguardar esta tradición, así como al toro somos nosotros», defiende.

Es por ello que además de conseguir que los emboladores «tengamos una unión fuerte, que no había existido hasta ahora, vamos a dar información a la gente que desconoce esta realidad».

Valladolid recuerda que esta fiesta «ha evolucionado mucho» con el objetivo de garantizar el bienestar del animal. Los materiales y las técnicas que se utilizan evitan cuestiones como los derrames o afectar a la parte viva del cuerno, por lo que no se provoca ningún daño al astado.

Entre las actividades que realizan está la visita a colegios donde «explicamos el proceso de la embolada y los materiales que utilizamos», según ha detallado.