+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Reportaje a la contra

Cumplir un siglo de vida, la mejor de las suertes

 

La familia Pastor lleva tres generaciones a cargo de la administración morellana. - J. ORTÍ

JAVIER ORTÍ
16/10/2017

En Morella se celebra este año un aniversario muy especial y es que no siempre se cumplen 100 años. En este caso es la familia Pastor la que está de enhorabuena al cumplir un siglo al frente de la administración de lotería de la localidad.

La familia empezó con la administración de la mano de Rafael Pastor Apellaniz, el día 22 de agosto de 1917. Tras él, el negocio familiar ha pasado por las manos de Dominica Pastor Amela, Julián Pastor Amela y, en la actualidad, es María Jesús Pastor Aguilar la administradora de lotería. Tres generaciones de una familia que sigue repartiendo ilusión cien años después.

Hay tres números especiales para la administración, ya que están abonados a ellos desde siempre, el 08177, 27042 y el 22062. Además, dos de ellos, han traído la fortuna. El 08177, fue segundo premio en 1994 y el 22062 fue primer premio y especial en 2010, repartiendo para el ganador 3 millones de euros.

Durante este siglo la administración de lotería ha repartido numerosos premios. Un primero en noviembre de 1982, con el número 05944. Otro número especial para la administración y para los morellanos es el 02150, que fue quinto premio en la lotería de navidad de 2003. Especial porque estuvo muy repartido en la localidad, ya que es el número que vende la administración del santuario de Vallivana, la patrona de los morellanos. Por otra parte, la famosa Quiniela de fútbol, tuvo un afortunado con 14 aciertos en 2009.

Muchas son las iniciativas, anécdotas y secretos que guarda la familia. «En cuestión de loterías, hay muchas manías, supersticiones, etcétera. Conocemos anécdotas hilarantes sobre estos rituales. Un cliente, nos contaba, que para ver que número tocaría, ponía una lagartija de dos colas encima de una superficie con harina, la soltaba y según el dibujo que trazaba encima interpretaba el número». «Otros --explica María Jesús Pastor-- utilizan péndulos, y otros tienen un número fetiche por alguna razón» relata la actual responsable de la oficina morellana.

Durante el largo recorrido de la familia al frente de la administración han llevado a cabo diversas iniciativas, como por ejemplo versos promocionales al llegar la lotería de Navidad. «Vine, prova-ho, per favor / La sort que està esperant / la tenim de tant en tant / a Loteria Pastor. Esta fue una de las poesías que hacía mi padre cada año al llegar la navidad» recuerda María Jesús.

Este año, dos carteles cuelgan de la puerta de la administración recordando la conmemoración del centenario. Y es que como comenta María Jesús, «cien años vendiendo lotería dentro de la familia es todo un honor, esperamos seguir muchos años más y seguir repartiendo ilusión y premios. Ahora habrá que ver si la fortuna nos trae un regalo de cumpleaños en forma de premio, nunca hay que perder la ilusión».

mediterraneo@elperiodico.com