+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Deportes

 

EL CONFLICTO CON EL CHELSEA

Diego Costa se siente 'tratado como un criminal' y solo acepta ir al Atlético

El delantero hispano-brasileño se niega a entrenarse con el equipo reserva del club londinense

 

Diego Costa celebra contra el Hull City la pasada temporada - CARL RECINE / REUTERS

EL PERIÓDICO
14/08/2017

Más de dos meses de vacaciones en Brasil lleva Diego Costa después de su ruptura total con Antonio Conte y el Chelsea, del que no acepta a estas alturas ninguna condición. El delantero hispano-brasileño ha dejado claro en una entrevista en el 'Daily Mail' realizada en Lagarto, su localidad natal, que se siente tratado como un criminal, solo aceptará un traspaso al Atlético y se niega en redondo a entrenarse con el equipo reserva del club londinense mientras se resuelve su situación.

«Estoy esperando a que el Chelsea me libere. No quería irme, era feliz, pero cuando el técnico no te quiere, te tienes que ir. Quiero que se resuelva este mes mi fichaje por el Atlético», afirma el jugador, que acusa a la entidad londinenese de «trato discriminatorio» y no descarta emprender acciones legales, aunque sigue confiando en que no sea necesario llegar a ese extremo, siempre y cuando el acuerdo se produzca pronto y pueda viajar cuanto antes a Madrid.

SIN SALARIO

 «Mi idea es entrenar, ponerme en forma y llegar al Mundial de Rusia, pero estoy dispuesto a estar un año en Brasil sin jugar, incluso si el Chelsea me sanciona sin pagarme el salario», afirma Costa, que se entrena lo justo por su cuenta con un plan especial puesto por el Chelsea mientras el equipo inglés regresó a los entrenamientos en pasado 1 de agosto tras dos días de descanso después de su gira asiática.

Conte, durante el partido perdido contra el Burnley en la primera jornada de la Premier /IAN KINGTON (AFP)

El internacional español confirma que ha rechazado ejercitarse con el segundo equipo del club londinense. «Quieren que me entrene con el equipo reserva, sin acceso al vestuario del primer equipo ni contacto con los jugadores. Me están sancionando ya cada semana sin salario, pero a mí no me mueve el dinero», asegura Costa, quien insiste una y otra vez que solo le interesa regresar al Atlético: «Me quieren vender a China o a otros equipos. Si me voy es para irme al club que quiero, no al que pague más. Simeone me quiere... ¿Por qué no me dejan marcharme si ellos no me quieren? Mi deseo es irme al Atlético».

CESIÓN AL DEPORTIVO

A la espera de que se resuelva el problema, el Atlético, que ofrece unos 40 millones de euros por el delantero, negocia con el Deportivo una posible cesión hasta el mes de enero, cuando ya podrá incorporarle una vez cumplida la sanción impuesta por la FIFA de no inscribir jugadores durante las dos últimas ventanas de mercado. La entidad rojiblanca correría con buena parte de la elevada ficha de Costa  y pretende convencer a Luciano Vietto de que acepte quedarse hasta entonces a las órdenes de Simeone para marcharse traspasado al club gallego cuando Costa regrese al conjunto colchonero.