+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Deportes

 

VILLARREAL CF 3 decisiones inmediatas

Un golpe de timón forzado

Las bajas y el calendario obligan a mover ficha en el mercado invernal

 

Javi Callleja, desde el cuerpo técnico, y Fernando Roig, desde el club, tienen trabajo por delante estas semanas. - MEDITERRÁNEO

VILA-REAL
15/12/2017

En caso de que Carlos Bacca, que ayer seguía trabajando al margen del grupo a tres días del partido del Celta, no se recupere a tiempo, el Villarreal viajará a Balaídos sin delanteros. El estado de la defensa, donde a día de hoy solo Álvaro y Víctor Ruiz están sanos en el eje central, no es mucho más halagüeña. Más de lo mismo en el centro del campo, pues en el último partido Javi Calleja tuvo que adelantar a Semedo ante la escasez de efectivos. Con estos mimbres, club y cuerpo técnico miran hacia el inminente mercado de invierno con la necesidad de tomar decisiones que puedan aliviar una situación límite.

Y es que el equipo se ha resentido de esta situación en los últimos partidos, pues cuenta por derrotas sus tres últimos encuentros en Liga. Poco se puede hacer ya de cara a los encuentros ante Celta o Valencia, más allá de cruzar los dedos por Bacca, pero ante la cuesta de enero sí se puede dar un golpe de mando desde las oficinas de la Ciudad Deportiva que refuerce una plantilla que a principio de temporada parecía de las más compensadas del club.

DOS FOCOS DE ATENCIÓN // Desde el Villarreal se está pendiente sobre todo en dos puntos. Uno de ellos es la enfermería, donde a corto o medio plazo pueden volver futbolistas importantes como Cheryshev, Bruno Soriano, Sansone o Ruben Semedo. También, por supuesto, Daniele Bonera y el citado Carlos Bacca, que sufren molestias musculares que no revisten gravedad. El segundo punto será el del mercado. El conjunto amarillo siempre está pendiente a los posibles movimientos que se puedan realizar, y a partir de enero no se puede descartar nada.

Los fichajes, más que un capricho parecen a día de hoy una necesidad. Con la vuelta de Ünal asegurada, se especula también con que otro cedido como Pedraza vista de amarillo a partir de enero. Hay otras posiciones que se pueden reforzar también las próximas semanas y en caso de que se produzca alguna salida en forma de cesión o traspaso, habría que encontrar un recambio.

Cuando le ha sido necesario, el Villarreal ha acudido al mercado inviernal para realizar fichajes importantes como fueron los de Palermo, Cagna, Eric Bailly, Mati Fernández, Campbell, Perbet, entre otros. A nadie le cabe duda que en el presente ejercicio 17/18 también se realizarán movimientos en la plantilla amarilla, aunque habrá que ver si son de tanto relumbrón como los citados.

Lo que queda claro es que la competición no espera a nadie. El Villarreal se juega en enero su futuro en Copa y en febrero el pase a octavos en Europa ante el mejor de los terrenales en Francia como es el Olympique de Lyón. Por no hablar de la Liga, donde no puede escapar el tren de la zona noble. Queda mucho por hacer.