+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Deportes

 

NBA

Willy Hernangómez se luce en la noche más oscura de Pau Gasol

El de los Knicks culminó un impresionante cuarto periodo con 14 puntos mientras el catalán no acaba de encontrar su juego

 

Willy Hernangómez culminó el mejor periodo de juego en lo que lleva de temporada. - AFP / MICHAEL REAVES

ÀLEX SOLER
10/11/2016

Willy Hernangómez dio un puñetazo sobre la mesa en su mejor partido en la NBA. Contra los Nets, en el derbi neoyorquino, el de Madrid salió al Madison Square Garden para gritar a los cuatro vientos que su paso por la liga no es cosa de un año. 14 minutos tuvo para demostrar que puede ser valioso y culminó un cuarto periodo impresionante donde sumó 14 puntos y seis rebotes para batir a los rivales del barrio de Brooklin (110-96)

El partido empezó complicado para los de Manhattan, los Nets dominaron la primera mitad hasta que Carmelo Anthony (22) se puso el traje de estrella y empezó a anotar para igualar el partido con 14 puntos consecutivos. En el último cuarto, un gran Willy, un siempre correcto Porzingis y Brandon Jennings, que dio 11 asistencias, acabaron de decantar el partido para los Knicks.


PAU GASOL NO ENCAJA

La mala noticia de la noche fue la actuación de Pau Gasol. El de Sant Boi solo tuvo 13 minutos de partido para anotar 2 puntos y atrapar, eso sí, siete rebotes. Los Rockets, así como equipos que juegan con hombres bajos y ágiles en pista, como los Warriors, son rivales contra los que Pau sufre muchísimo por su condición de pívot alto y más bien lento. Popovich, entrenador de San Antonio, cuenta ya con otro hombre alto y muy lento, LaMarcus Aldrige, y no tiene problema en alinearlo porque es muy bueno y saca ventajas de muchas situaciones. El problema es que, contra estos equipos, el técnico de los Spurs no puede alinear a dos a la vez porque los otros equipos sacarían muchas opciones ventajosas de ello.

En defensa Gasol ya no es lo que era. La edad le ha pasado factura en este aspecto y no puede culminar buenos partidos defendiendo su canasta. El catalán sabe que su rol es secundario a estas alturas pero espera ser más importante. Tal vez, ante otros conjuntos que jueguen un baloncesto más clásico, pueda tener más opciones. De momento, su papel contra los Houston Rockets (99-101), ante un inmenso James Harden (24), no le ayuda.