+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

'CASO VILLAREJO'

La "escala" del espionaje a Bárcenas hasta llegar a "MR"

El exnúmero dos de Interior se mostraba seguro de que tras su imputación el caso alcanzaría a Fernández Díaz y podría llegar a Rajoy. En sus audios Villarejo se jacta de poder perjudicar a Sáez de Santamaría y habla de su pugna con otros policías por el control del chófer de Bárcenas

 

El nuevo secretario de Estado de seguridad, Francisco Martínez, en su toma de posesión, este lunes. - JOSÉ LUIS ROCA

ÁNGELES VÁZQUEZ
08/09/2020

La estrategia de defensa del exnúmero dos de Interior Francisco Martínez en la causa en la que se investiga el espionaje al que "un dispositivo parapolicial" espió al extesorero del PP Luis Bárcenas, para evitar que aportara información comprometida para dirigentes del partido en la investigación de su Caja b, pasaba por que la "escala" no acabara en él. "Te garantizo que si yo tengo que declarar (...) también irán JFP -en referencia al exministro Jorge Fernández Díaz- (y problablemente MR -Mariano Rajoy)", aseguraba al que fue durante su mandato número dos de la Policía, Eugenio Pino, el 19 de septiembre del año pasado.

Martínez está viendo cómo esa estrategia está dando sus frutos, al menos a juicio de la Fiscalía Anticorrupción que utiliza sus palabras en el escrito en el que pide la imputación por delitos de prevaricación, descubrimiento y relevación de secretos y malversación de caudales públicos del exministro, de la exsecretaria general del PP María Dolores de Cospedal y de su marido, el empresario Ignacio López del Hierro, tan implicado en la trama que fue a él a quien alertó el excomisario José Manuel Villarejo de las investigaciones abiertas en el 'caso Gürtel' y Brugal.

El secretario de Estado de Seguridad con el Gobierno del PP fue citado a declarar como imputado el pasado 22 de enero y se encara vía mail con el comisario que le había involucrado, Enrique García Castaño, 'el Gordo', recriminándole por haberle identificado como la persona que recibió el pendrive obtenido durante el espionaje a Bárcenas, a través de su chófer de confianza, Sergio Ríos, al que se pagaban 2.000 euros y se premió con el ingreso en la policía. En ese correo electrónico, Martínez insiste en que se defenderá con todos los argumentos "y la pieza seguirá creciendo porque llamarán a Jorge (como mínimo). La imputación del exministro la tiene prácticamente asegurada con los sms que llevó a un notario en los que Fernández Díaz le habla de la importancia del chófer de Bárcenas.

"Ser leal a miserables"

En el informe fiscal llama también la atención la comunicación que Martínez mantiene con su amigo, el presidente de la Audiencia Nacional, José Ramón Navarro. En su mensaje el primero le dice: "Como sabes muy bien mi grandísimo error en el ministerio fue ser leal a miserables como Jorge o Rajoy o Cospedal". Añade que eso lo tiene fácil de probar y se despide dudando de "si un presidente puede seguir siendo amigo de un imputado", porque él mismo admite que "queda fatal".

Además del levantamiento de alfombras que intenta el exnúmero dos de Interior a consecuencia de su imputación, el informe describe la pugna que se produce entre Villarejo y el también imputado Andrés Gómez Gordo, cuyo alias es "Cospedín", porque trabajó con Cospedal cuando fue presidenta de Castilla-La Mancha, por el control de Sergio Ríos.

Como es habitual en los audios intervenidos al principal imputado del caso, en prisión desde noviembre de 2017, este se jacta de tenerlo todo muy bien atado y de poder utilizar "parte de la información de la que dispone para 'joder a la pequeñita'", en referencia a la entonces vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría.

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España

Apúntate a nuestra Newsletter