+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

POLÍTICA DE OPOSICIÓN

Sánchez se reunirá la próxima semana con Iglesias y Rivera para explorar medidas contra el PP

El líder socialista mantiene conversaciones telefónicas con sus homólogos en Podemos y Ciudadanos.

 

Pablo Iglesias y Pedro Sánchez, el pasado agosto en el Congreso. - JOSE LUIS ROCA

JUAN RUIZ SIERRA
21/06/2017

Pedro Sánchez ha dado este miércoles un primer paso en su intento, en principio imposible, de unir a Podemos y Ciudadanos contra el PP. El líder socialista ha mantenido conversaciones telefónicas con Pablo Iglesias y Albert Rivera. Con el primero se reunirá el próximo martes en el Congreso. Con el segundo, también la semana que viene, pero la fecha está por fijar.

La conversación con el secretario general de Podemos ha sido más larga y provechosa. Ha durado 30 minutos y ha servido para concretar el día de su encuentro, que ambos dirigentes enfocan de manera algo distinta. Mientras Sánchez quiere que la cita se ciña básicamente a su propuesta de “plan de rescate a los jóvenes”, que quiere negociar con toda la oposición, el morado pretende ir más allá y empezar a estudiar una nueva moción de censura.

Sánchez no descarta plantear en el futuro una iniciativa de este tipo, pero solo si logra que Ciudadanos reniegue de su pacto con el PP y se sume a un acuerdo con el PSOE y Podemos para desalojar a Mariano Rajoy de la Moncloa. El propósito, a tenor de las declaraciones del partido naranja, parece imposible.

En cualquier caso, el líder socialista insiste. Según el PSOE, Sánchez y Rivera “han conversado sobre la posibilidad de plantear iniciativas parlamentarias constructivas que materialicen el cambio, como la regeneración democrática y el plan de rescate a jóvenes”.

UNA “COLABORACIÓN NECESARIA”
“Iglesias y Sánchez han conversado de diferentes asuntos: la situación social y política de España, la corrupción, Catalunya… Sánchez planteará la necesidad de impulsar conjuntamente y con otras fuerzas un plan de rescate a los jóvenes. Iglesias planteará añadir más temas de trabajo conjunto, encuentros de equipos y la necesidad de explorar opciones para sacar al PP del Gobierno”, han explicado fuentes del PSOE y Podemos.

“Sánchez valora muy positivamente la conversación para crear el espacio de diálogo que impulse alternativas parlamentarias a la acción de Gobierno del PP. Iglesias valora muy positivamente la disposición y la invitación de Sánchez al diálogo y considera que la reunión del martes es un primer paso para una colaboración necesaria para construir una alternativa al PP”, han concluido las mismas fuentes.

“Es una buena noticia. Estamos encantados con esta disposición de Sánchez al diálogo. Ojalá se normalicen estas reuniones”, ha señalado Iglesias, para quien Sánchez debe “materializar en hechospalabras que han sonado bien”.

VERSIONES DISTINTAS
Podemos y el PSOE han dado la misma versión de la conversación entre Sánchez e Iglesias, pero no ha sido así en el contacto del líder socialista con Rivera. Mientras el PSOE habla de una charla de 15 minutos, Ciudadanos ha señalado que no ha durado más de 10.

"Rivera le ha trasladado a Sánchez su disposición a hablar de iniciativas concretas en una futura reunión que debe serconstructiva y servir para hablar de puntos en común en la acción parlamentaria y de reformas en las que Ciudadanos y PSOE puedan estar de acuerdo. Rivera le ha propuesto hablar de la reforma de laley electoral, del objetivo de déficit, Presupuestos, limitación de mandatos y supresión de privilegios para los políticos como losaforamientos", han señalado desde el partido naranja.

"Finalmente, el presidente de Ciudadanos le ha reiterado que si su intención fuera buscar apoyo a otra moción de censura con Podemos o partidos separatistas y dinamitar la legislatura, no sería necesaria ninguna reunión. Rivera le ha comentado a Sánchez que Ciudadanos rechaza instalar la acción política en un bucle ni poner patas arriba al país otra vez, porque los españoles necesitan reformas y políticas útiles, no cordones sanitarios ni política espectáculo. Rivera es partidario de ganar en las urnas, no en los despachos. Sánchez ha aceptado que el marco de la reunión sea para hablar de temas parlamentarios y posibles puntos comunes entre ambos grupos parlamentarios", han concluido fuentes de Ciudadanos.

El PP ha tardado poco en reaccionar. Su portavoz parlamentario,Rafael Hernando, ha criticado que líder socialista repita el“teatrillo” del 2016. “Esto fue lo que ya se hizo, lo que nos llevó a las elecciones. Lamento que el señor Sánchez siga insistiendo en aquello”, ha dicho.