+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

A UN AÑO DE LA MUERTE DEL ARTISTA

La fortuna de Camilo Sesto, en peligro

El comportamiento errático de su hijo, en el punto de mira

 

Camilo Blanes, en la entrada a la capilla ardiente de su padre en Alcoy, el pasado 24 de octubre en el Ayuntamiento de Alcoy. - EFE / MORELL

EL PERIÓDICO
08/09/2020

El legado está ahí y es indiscutible, un buen número de canciones de ayer, hoy y siempre que permanecen imborrables, y que siguen dando beneficios porque Camilo Sesto era el autor de sus composiciones. Otra cosa es el patrimonio material que dejó el cantante alicantino, del que este martes se cumple un año de su muerte, a punto de cumplir los 73 años, por los problemas renales que arrastraba. Una fortuna en inmuebles y dinero que está en manos de su hijo.

Con su muerte, Camilo dejó huérfano a Camilo Blanes Jr, de 37 años, fruto de su relación con la mexicana Lourdes Ornelas. Un hijo cuyo comportamiento errático hace que muchos se pregunten si todo lo mucho que ha heredado vaya a irse por el sumidero. Un directo en Instagram, en el que aparentemente estaba bajo el efecto de las drogas y en el que apenas podría expresar con claridad, encendió hace unas semanas las alarmas. "Fue fruto del momento", aseguró él en sus salidas a pasear alrededor de la casa de Torrelodones que heredó de su padre y donde se instaló tras la muerte del cantante. 

Ver esta publicación en Instagram

Y yo quiero decir ...🎶⏳🔆😂 Como estáis todos !!?

Una publicación compartida de Camilo Blanes (@camiloblanesoficial) el

En vida de Camilo Sesto la relación con Camilín, como se le conocía cariñosamente, no fue fácil. Cuando el pequeño tenía 3 años, el artista se mudó a vivir con él a Miami para no perderse su infancia. Luego llegaron las idas y venidas a México, donde se estableció su madre. La ilusión de Camilo era que su hijo siguiera sus pasos como cantante y le ayudó en eso y en desengancharse de sus adicciones, internándolo sin éxito en varios centros de Madrid. 

Pese a las amanazas con desheredarle, en su testamento, Camilo nombró finalmente a su hijo como heredero universal. El artista dejó unas 400 canciones registradas que generarán en derechos de autor unos 500.000 euros anuales, durante 75 años. A eso hay que unir la casa de Torrelodones, donde vivía, y dos terrenos adyacentes, un piso en Las Rozas que compró a Melendi, un apartamento en Marbella y otra casa en Mallorca. Eso y unas cuentas corrientes saneadas que superarían el millón de euros.

Me da mucha tristeza

Varios medios aseguran que la casa de Torrelodones está descuidada, que el matrimonio que cuidaba de ella (y del cantante) ha sido despedido y que Camilín ha recaído. Su madre en 'Sálvame' dio su versión sobre el momento que vive su hijo. "Se ha convertido en su peor enemigo"- Habló de "un entorno muy poco favorable" para él. Y recordó: "Ya se han aprovechado de él mucho. No me siento orgullosa de esto, me da mucha tristeza verlo. Camilo es más que eso. Me da mucha tristeza verlo así”.

En su faceta de cantante, Camilín ha estrenado un disco con Universal, en el que versiona dos canciones de su padre y el resto son temas de artistas latinos conocidos. De momento solo se se ha hablado de él en las redes sociales, a la espera de ver qué ocurre con la promoción, al menos en México y Estados Unidos, si la hay.

Supuesto hijo secreto

Porque para añadir más leña, 'El Español' ha publicado que un joven taxista de 35 años sería un supuesto hijo secreto de Camilo Sesto, aunque de momento no ha trascendido que haya presentado ninguna demanda reclamando la paternidad, ya que solo así podría comenzar una ballata legal para reclamar su parte de la herencia.

Lo que sí está seguro que se quedará en Alcoy, donde nació, donde reposan sus restos y donde fue nombrado hijo predilecto, es el legado artístico del autor de 'Vivir así es morir de amor'. Unas 800 piezas -piano, discos de oro, vestuario, fotos...-  que resumen una carrera de éxitos. De momento están a buen recaudo esperando que el Ayuntamiento elija el lugar donde exhibirlas y cuya apertura está prevista para el año que viene. El covid lo ha retrasado todo.