+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

PAREJA MOROSA

Naomi Campbell, demandada por un exnovio

El multimillonario ruso Vladislav Doronin le reclama 2,5 millones de euros

 

Naomi Campbell y Vladislav Doronin, en el 2011. - AP / MARION CURTIS

EL PERIÓDICO
08/09/2020

El magnate ruso Vladislav Doronin (57 años) reclama 2,5 millones de euros a la modelo Naomi Campbell, con la que estuvo saliendo hace unos años. Según ha publicado el portal 'TMZ' Doronin asegura que la 'top británica', de 50 años, no le ha devuelto un préstamo que le hizo cuando eran novios ni tampoco varias cosas de su propiedad, de las que no se especificado cuáles. La noticia resulta curiosa y se interpreta como una especie de venganza, puesto que la fortuna de Doronin se estima en unos 1.100 millones de euros, provenientes del mercado financiero y de promociones inmobiliarias en 'resorts' y viviendas de lujo. Doronin vendió hace poco unos áticos triplex neoyorquinos con vistas a Central Park por 300 millones de euros.

Naomi y Vladislav se conocieron en el Festival de Cannes del 2008 y su relación se desarrolló entre viajes de ensueño, vacaciones en yate, suites en los mejores hoteles y hasta la promesa de vivir juntos en una mansión futurista, como la diseñada por la fallecida arquitecta Zaha Hadid, valorada en 120 millones de euros, cosa que jamás ocurrió.

La relación de amor y lujo finalizó cuando apareció en escena la modelo Luo Zilin, Miss China 2011. De hecho, la relación de Campbell con el magnate ruso empezó cuando este todavía no se había divorciado de Ekaterina Doronina. Se desconoce por qué Doronin -casado actualmente con la también modelo Kristina Romanova, 32 años menor que él y madre de sus dos hijos- ha decidido cargar de nuevo con Naomi Campbell. Tal vez la frenética actividad de Campbell, empresaria en el mundo de la perfumería, modelo ocasional e implicada en varias luchas solidarias hayan hecho pensar al multimilonario ruso que ha llegado la hora de reclamar su antigua deuda.