+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

CONVULSIÓN EN LA EXREPÚBLICA SOVIÉTICA

La escritora Alexievich denuncia amenazas mientras prosiguen las detenciones de líderes opositores en Bielorrusia

La escritura premio Nóbel de LIteratura acusa al presidente Lukashenko de llevar a cabo una campaña de "terror contra el pueblo"

 

Manifestantes portan una bandera con un retrato de la líder opositora bielorrusa Svetlana Tikhonóvskaya, este lunes en Minsk. - DMITRI LOVETSKY (AP)

MARC MARGINEDAS
09/09/2020

Timbrazos en la puerta y llamadas telefónicas de desconocidos a su domicilio. Tras recibir estas advertencias, la escritora y premio Nobel de Literatura, Svetlana Alexiévich, ha convocado este miércoles a un nutrido grupo de periodistas y diplomáticos para denunciar lo que denominó como una campaña de "terror" contra la oposición en Bielorrusia. Horas antes, de nuevo actuaron los agentes de paisano y enmascarados y se llevaron a Maksim Znak, uno de los ultimos miembros del consejo opositor aún en libertad en Bielorrusia.

"Lo que está sucediendo es terror contra el pueblo", ha denunciado la autora de 'Voces de Chernóbil' en su domicilio, tras explicar el acoso domiciliario que ha venido sufriendo en los últimos días. "Tenemos que unirnos y no ceder en nuestras pretensiones; existe el peligro de que perdamos al país", ha continuado. La convocatoria ha recibido el apoyo simbólico de numerosas legaciones extranjeras de la UE, que han enviado a representantes diplomáticos a la cita. Un eventual arresto de Alexiévich generará a buen seguro una nueva oleada de condenas internacionales y la posibilidad de sanciones aún más duras sobre el régimen de Aleksándr Lukashenko.

LA REPRESIÓN NO CESA 

Todo ello sucede mientras la represión contra el movimiento contestatario no cesa. Dos días después de que Maria Kolésnikova fuese retenida por desconocidos enmascarados, el patrón de actuación se ha repetido, en esta ocasión con el cabecilla opositor y abogado Maksim Znak, introducido a la fuerza por enmascarados sin que mediara comunicación de arresto alguna. Por su parte, Kolésnikova, arrestada el día anterior después de haber hecho trizas su pasaporte para evitar ser deportada, ha sido ingresada en la cárcel de Valadarskaha, en la capital. Su padre ha recibido una llamada oficial comunicándole el arresto y demandándole que se personara en el centro para traerle ropa y enseres.