+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LA LUCHA CONTRA EL YIHADISMO

La Guardia Nacional que quiere crear Hollande contra el terorismo, en cinco claves

El nuevo cuerpo de seguridad , formado por reservistas y voluntarios, podría ver la luz el próximo mes de septiembre

 

Hollande (segundo por la izquierda) visita un centro de entrenamiento de la gendarmería en Saint Astier, en el sudoeste de Francia, el 20 de julio. - AFP / MEHDI FEDOUACH

EL PERIÓDICO
03/08/2016

El presidente francés, François Hollande, había evocado en noviembre su voluntad de establecer una Guardia Nacional, y el pasado jueves oficializó la creación de este nuevo cuerpo de seguridad, que verá la luz en los próximos meses. En septiembre la propuesta será sometida a la consulta de comisiones parlamentarias, con la idea de que sea operativa “lo antes posible”. Según el Ministerio del Interior, desde el pasado 14 de julio, se han presentado miles de voluntarios para unirse a las filas de esta nueva guardia, formada por reservistas, que apoyará y reforzará a las fuerzas de seguridad existentes.

1-¿POR QUÉ SE CREÓ LA PRIMERA GUARDIA NACIONAL?

La primera Guardia Nacional se creó la víspera del 14 de julio de 1789, bajo el nombre de "Guardia burguesa". Tenía como función mantener el orden público en ausencia del Ejército real,rechazado en la capital. Esta fuerza civil reunía a 800 hombres bajo el mando de La Fayette. Formaciones similiares se crearon posteriormente en los municipios franceses. La milicia evolucionó con los diferentes regímenes políticos, desapareciendo y luego reapareciendo. Tanto mantuvo el orden como participó en determinadas revueltas, incluyendo la revolución de 1848. Fue en parte porque se unió a la Comuna de París, en 1871, que la Guardia Nacional desapareció con el fracaso de esa revuelta.

2-¿PARA QUÉ SERVIRÍA UNA NUEVA GUARDIA NACIONAL?

Evocada durante largo tiempo, la creación de una Guardia Nacional fue defendida de nuevo por varios comentaristas en enero del 2015, tras los ataques yihadistas contra el satírico 'Charlie Hebdo' y el 'Hyper Cacher', y luego tras los atentados de noviembre en París. Los presidentes de la UDI (Unión de los Demócratas e Independientes), MoDem (Movimiento Democrático) y delPartido Radical de la Izquierda (PRG) se lo sugirieron a Hollande. "No tenemos los medios para vigilar y asegurar al conjunto del territorio nacional, los medios de transporte, los lugares públicos. Le hemos sugerido que, como ya se ha hecho en nuestra historia y en otros países, podemos crear una Guardia nacional que permita a los ciudadanos apoyar a las fuerzas del orden, equipados, entrenados, capacitados, supervisados", había explicado Jean-Christophe Lagarde (UDI).

François Hollande retomó la idea, al considerarla una manera de afrontar una situación que moviliza a las fuerzas armadas para una misión que puede ser realizada por civiles entrenados, como la vigilancia de ciertos edificios y las patrullas. Ello permitiría aumentar y repartir mejor los efectivos de manera más rápida y flexible.

3-¿QUIÉN PARTICIPARÍA EN ESTE CUERPO?

"El presidente de la República ha decidido que la Guardia nacional se constituya a partir de las reservas operativas existentes", precisó este jueves el Elíseo. Esta decisión fue tomada "de acuerdo con el trabajo" efectuado por parlamentarios especialistas en la materia.

El 20 de julio, igual que en noviembre, el jefe del Estado insistió especialmente en el papel de los reservistas en el seno de una Guardia nacional. "Al juntar todas estas reservas, de primer y segundo nivel, que llamamos las reservas de nuestros ejércitos, podemos decir que en Francia se constituye con vosotros una Guardia nacional", declaró ante los reservistas. En noviembre, Hollande dijo igualmente desear "que saquemos mejor partido de las posibilidades de las reservas de defensa, aún explotadas de forma insuficiente en nuestro país". Una referencia clara a los militares reservistas, que "constituyen los elementos que pueden mañana constituir una Guardia nacional formada y disponible".

4-¿CUÁNDO Y CÓMO SE PONDRÁ EN MARCHA?

No hay fijada ninguna fecha precisa. La cuestión será abordada en un Consejo de Defensa a principios de agosto, precisó el Elíseo, antes de "una consulta de las comisiones parlamentarias" en septiembre, "para que sea operativa lo más pronto posible la constitución de esta fuerza al servicio de la protección de los franceses". Las modalidades de aplicación, incluida la distribución de efectivos entre antiguos militares y voluntarios civiles, también están por precisar. Serán definidas "de acuerdo con todas las partes interesadas", indicó el Elíseo sin dar más detalles. En el 2012, un grupo anónimo de oficiales, autopresentado como "apolítico", publicó una tribuna en 'Le Point' sugiriendo la creación de esta fuerza. Los autores propusieron "una Guardia nacional de 75.000 hombres", entre 15.000 armados. Los otros (60.000) tendrían "un estatus de civiles movilizados entre 30 y 100 días al año y remunerados en función de su rango".

5-¿QUÉ ES LA RESERVA?

La reserva fue creada precisamente para reemplazar a la antigua Guardia nacional. Existe una para el Ejército y una para la Gendarmería Nacional, a la que se añadió la de la policía nacional en el 2013. Se habla de reserva de primer nivel para designar a los civiles que se apuntan voluntariamente a la reserva de la gendarmería o del Ejército. La reserva de segundo nivel, movilizada en circunstancias excepcionales, designa a los militares o gendarmes retirados, considerados reservistas durante los cinco años posteriores al fin de su servicio. Los reservistas, reclutados para entre uno y cinco años, deben estar disponibles en caso de necesidad pero continúan ejerciendo una actividad profesional. Un reservista puede ausentarse días en su trabajo en relación con su actividad en la reserva. Este periodo puede ser de hasta 210 días (siete meses) en circunstancias excepcionales.

A día de hoy, según las últimas cifras publicadas por el Gobierno, están disponibles 12.000 reservistas operativos de la gendarmería y de la policía. Deberían ser 15.000 a finales de julio, y se añadirían 10.000 retirados de la gendarmería. En el Ejército, en marzo del 2015, el ministro de Defensa anunció su voluntad de aumentar los reservistas de los actuales 28.000 a 40.000 en el 2019. Pese a los objetivos precedentes de aumento, estos efectivos han disminuido en los últimos años: en el 2013, el Ministerio de Defensa contabilizó 56.000 reservistas civiles.