+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

solicitud a la generalitat

Nules pide poder cazar urracas por la alarma de superpoblación

La problemática genera «inquietud social» entre vecinos, que piden un control

 

Las urracas se han extendido hasta el punto de ser una sobrepoblación. - MIRA

MÒNICA MIRA comarcas@epmediterraneo.com NULES
09/05/2019

Las urracas se han convertido en un verdadero problema en Nules. La sobrepoblación de estos córvidos ha provocado que en algunas zonas del término municipal «se cuenten por cientos», como alerta el presidente de la Asociación de Cazadores de la localidad, Vicent Cañada. En el ayuntamiento han presentado varias denuncias al respecto, porque, como precisa, «se lo comen todo y están haciendo mucho daño al entorno».

La preocupación generada empieza a considerarse como «una alarma social», hasta el punto de que el alcalde, David García, ha decidido remitir un escrito a la Generalitat en la que solicita que se den a los cazadores «las autorizaciones pertinentes y que tengan conocimiento de que están dispuestos a colaborar».

QUEJAS CONTINUAS / El primer edil confirma que «en los últimos meses se están recibiendo muchísimas quejas por parte de vecinos respecto al aumento de la presencia de las urracas» y esa inquietud de la ciudadanía «se ha convertido también en una preocupación para el consistorio».

Cañada explica que lo más extraño «es que no son aves migratorias y parece evidente que se han introducido aquí de algún modo», llegando a reproducirse en tal cantidad que son «una verdadera amenaza para las especies autóctonas». Porque, a pesar de considerarse como carroñeras, «están actuando como rapaces, pues se comen los huevos, los pollitos y aves jóvenes de todas las especies. No discriminan», dice el presidente de los cazadores. Incluso llegan a devorar crías de liebre o conejo, según han constatado los agricultores, que son los que más están notando su presencia en todo el municipio.

En algunos puntos, el número de ejemplares «es asombroso» y las medidas de control actuales «son claramente insuficientes, como se puede comprobar».