+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

basuras de orihuela

La Audiencia absuelve a los 34 acusados de la trama Brugal

El tribunal asegura que las grabaciones se realizaron de manera ilegítima

 

Los exalcaldes de Orihuela, Mónica Lorente y José Manuel Medina. - EFE

A. E.
11/06/2020

La Audiencia de Alicante absuelve a los 34 acusados de la presunta trama de corrupción empresarial en torno a la contrata de basuras de Orihuela (caso Brugal), entre ellos los exalcaldes del PP Mónica Lorente y José Manuel Medina, y el empresario Ángel Fenoll.

Se trata del origen del denominado caso Brugal, que desembocó en una veintena de piezas separadas en toda la provincia de Alicante, y el juicio se desarrolló durante cerca de diez meses durante el 2019.

La investigación comenzó en el 2006 por el posible amaño en el contrato local de las basuras durante la etapa del alcalde popular José Manuel Medina.

Según la sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, el tribunal ha considerado que las pruebas que abrieron el proceso, las grabaciones aportadas por el principal acusado, el industrial Ángel Fenoll, fueron realizadas de manera ilegítima y vulneran los derechos fundamentales de los acusados. El fallo ha dictaminado que «los vídeos y audios aportados» por Fenoll a la Fiscalía Anticorrupción «no se efectuaron con el consentimiento de los intervinientes, sino de forma subrepticia». También ha señalado el auto que las grabaciones deberían haber estado sujetas «a los requisitos de la autenticidad e integridad, cuya comprobación exige la entrega del aparato de grabación utilizado con el soporte de los datos original, no manipulado, lo que no ha acontecido en el supuesto que nos ocupa».

«Ni se ha entregado el equipo de grabación ni el soporte original de los datos que permita descartar la manipulación de los archivos», indica. El tribunal ha considerado probada la «falta de las resoluciones judiciales legitimadoras de las fuentes de prueba con que se ha abierto este proceso y de la documentación en que se sustentan», así como «de garantías de sellado en el volcado obrante en los soportes existentes en este proceso judicial».

«Todo lo cual», ha continuado el fallo, «deriva en la inexistencia de prueba de cargo enervadora del derecho fundamental a la presunción de inocencia de todos los acusados». Y, por tanto, el tribunal ha dictado «un pronunciamiento absolutorio».