+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

FENÓMENO ASTRONÓMICO EL lunes DÍA 21

El eclipse solar, acontecimiento en EEUU que se verá poco en España

Internet acercará a todo el planeta el espectáculo, que dura un máximo de 2 minutos y 40 segundos. En la Península Ibérica será parcial y solamente visible su final, que coincidirá con el ocaso

 

EFE
18/08/2017

El próximo lunes día 21 habrá un eclipse total de Sol que en Estados Unidos se verá de costa a costa, pero que en España se disfrutará poco porque será parcial y solamente visible su final, que coincidirá con la puesta de Sol.

En Madrid, por ejemplo, este se iniciará a las 20.45 horas, hasta la puesta de Sol a las 21.03 horas; en Cáceres empezará también a esa hora y en A Coruña a las 20.43 horas y se podrá presenciar una puesta de Sol con el disco solar ligeramente eclipsado por la luna. En Baleares y el extremo oriental de la península no será visible, según datos del Instituto Geográfico Nacional, que añade que el mejor lugar en España para observar este eclipse parcial es Canarias.

Un eclipse solar se produce cuando la Luna oculta al Sol desde la perspectiva de la Tierra, explica el director del Planetario de Pamplona, Javier Armentia, quien subraya que el oscurecimiento previsto para este eclipse solar del día 21 en España es «realmente mínimo».

En Madrid solo el 7,7% del disco solar se verá oscurecido; en A Coruña casi el 13%; en Huelva un poco más del 14% y en las Islas Canarias se oscurecerá entre el 39 y el 41% de la superficie solar.

EN TODO EL PAÍS // No obstante, Armentia recuerda que internet acercará el espectáculo a todo el planeta, entre ellos la NASA, que retransmitirá este evento que en Estados Unidos no ocurría desde hace 99 años. Allí el eclipse podrá ser visto a lo largo de una franja de más de 110 kilómetros de ancho que atraviesa el país desde la costa del Pacífico a la del Atlántico, partiendo del estado de Oregón al de Carolina del Sur, en la que la Luna cubrirá completamente el disco visible del Sol.

Dependiendo de la ubicación, los espectadores podrán experimentar el eclipse durante un máximo de 2 minutos y 40 segundos, y el acontecimiento tardará una hora y media en recorrer el cielo desde la costa del Pacífico, donde comenzará a las 10.15 (17.15 GMT), a la del Atlántico, a las 14.45 horas (18.45 GMT).

Este evento no solo será retransmitido por la NASA; el portal sky-live.tv, en colaboración con el proyecto europeo Stars4all, también mostrará este «gran eclipse americano», como se ha empezado a denominar.

Un grupo de astrónomos, entre ellos el español Miquel Serra, viajarán a Idaho para observar y retransmitirlo --en español-- (la conexión tendrá lugar a las 16:00 horas GMT y podrá seguirse a través de la web sky-live.tv).

La expedición capitaneada por Serra medirá además datos de luminosidad y temperatura durante el eclipse con varios instrumentos (fotómetros Tess-w) desarrollados por la Universidad Complutense de Madrid.

«Después del último eclipse en Indonesia, que era realmente difícil de observar por las nubes, llega el gran eclipse americano», señala Serra, quien apunta que esta vez la probabilidad de nubes es baja: «este hecho unido a que vamos a tener dos puntos de observación convierten al eclipse en el más seguro de los últimos años».

De hecho, añade, «no habíamos tenido un eclipse tan favorable desde el 2006, cuando estuvimos observando desde Libia».

Además de un espectáculo visual, será una oportunidad científica: servirá para avanzar en el conocimiento del complejo campo magnético del Sol y su efecto sobre la atmósfera terrestre.