+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

NUMEROSAS ARMAS EN SU DOMICILIO

El hombre asesinado en Miami Platja era suegro del pistolero de Gavà

 

Los tres tiroteos pueden estar relacionados. - ATLAS

07/07/2017

El hombre de 63 años que fue asesinado el pasado 3 de julio en su casa de Miami Platja es el exsuegro de Jorge Casas Cordero, el hombre al que los Mossos d'Esquadra le atribuyen la autoría de este homicidio y la del camarero ocurrida en Vilanova i la Geltrú (Garraf), y que, además, el jueves dejó heridos a dos policías locales en el tanatorio de Gavà. La principal línea de investigación es que se trata de una venganza familiar. Al parecer, el pistolero, que estaba separado, había acudido al tanatorio de esta localidad donde se velaba el cadáver del exsuegro llamado Miguel Martín Vargas y aguardaba la aparición de una persona allegada. Casas es también el autor de otros tres homicidios en grado de tentativa, los de los dos policías locales de Gavà y el de una chica herida en el bar Sindicat del Vi de Vilanova el pasado 29 de junio.

HALLADAS MÁS ARMAS
Los Mossos han registrado este viernes, durante casi dos horas, la casa que ocupaba desde hace dos años el presunto asesino en la urbanización La Muntanya del Mar, en Canyelles (Garraf). Según ha podido saber este diario, en la vivienda, de dos habitaciones y un sótano, se han encontrado numerosas armas de fuego, que los agentes han sacado en bolsas de basura para proceder a analizarlas. Aunque en el consistorio de Canyelles, donde está empadronado, les consta que Casas, de 44 años y sin antecedentes policiales, trabajaba como veterinario, sorprende "que tuviera tantas armas en su poder", afirman fuentes cercanas a la investigación "por lo que podría tener alguna vinculación militar".

 La casa donde residía Jorde presentaba un aspecto descuidado. "Estaba sucia y desordenada", aseguraron testigos presenciales que visitaron la vivienda. Los agentes también pretendían verificar si en la vivienda residía una segunda personas ya que, al parecer, del coche que utilizó el presunto asesino en su huida se había apeado una persona en el centro de Canyelles, aunque la policía baraja la hipótesis de que el presunto homicida actuó en solitario. La alcaldesa de Canyelles, Rosa Huguet, ha asegurado que no tenía constancia de que viviera acompañado.

DOS COCHES
La policía también ha registrado este viernes los dos coches, ambos de color verde oscuro, de Jorge Casas Cordero. Uno de los vehículos, un Alfa Romeo, ha aparecido en una zona de difícil acceso por lo que se ha tenido que solicitar la ayuda de una grúa para poder retirarlo y trasladarlo al depósito municipal. En las proximidades de la casa aún había ayer restos de sangre que delataban las heridas que iedel detenido.

El pistolero vivía en la sencilla casa, no se sabe si alquilada u okupada, en la parte más elevada de la urbanización, una zona donde acaba la precaria carretera y hay que dar la vuelta. La urbanización es una de las numerosas que hay en el término municipal de Canyelles. El viernes apenas había movimiento de vecinos, tan solo algunos coches aparcados en la calzada permitían asegurar que alguien residía allí. Mayra, una vecina de la casa de al lado de Jorge, ha asegurado que Casas apenas tenía relación con los vecinos, tan solo daba los saludos que marcan las reglas de educación.