+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Madrid suspenderá licencias a pisos turísticos que se alquilen más de 90 días

La moratoria será para hoteles en el centro y se expandirá a otros distritos para los apartamentos

 

Personal dedicado a detectar pisos turísticos ilegales charlan con vecinos - EL PERIÓDICO

EL PERIÓDICO
25/01/2018

El Ayuntamiento de Madrid suspenderá las licencias a viviendas turísticas que puedan ser alquiladas más de 90 días al año mientras elabora el correspondiente Plan Especial de Alojamientos Turísticos de la Ciudad de Madrid. La moratoria será para hoteles y apartamentos turísticos situados en el distrito Centro mientras que en el caso de los pisos se expandirá a otros barrios de la ciudad donde hay riesgo de saturación, como Chamberí, Salamanca y Arganzuela.

Lo ha avanzado este jueves el delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo, que ha destacado que la moratoria pasará por Junta de Gobierno la próxima semana. Ayer miércoles se aprobó el cambio normativo relativo a la interpretación del Plan General, que señala que las viviendas turísticas que se dediquen al alquiler durante más de 90 días al año se integrarán en el uso terciario, que requiere una licencia urbanística. Por un tiempo inferior, las viviendas se integrarían en el uso residencial.

Esas licencias urbanísticas que requieren los pisos turísticos que son alquilados más de 90 días "se someten a una suspensión de licencia mientras se elabora un plan de regulación urbanística con carácter general", explicaron ayer fuentes municipales. La suspensión de licencias sólo puede ser efectiva, con la ley en la mano, durante un año, prorrogable otro más siempre y cuando el plan especial haya salido a información pública.

Las moratorias de Colau
Calvo ha indicado en rueda de prensa, después de que el PP comparara el plan municipal con el llevado a cabo por el Ayuntamiento presidido por Ada Colau en Barcelona, que allí se han puesto en marcha varias moratorias, la primera en 2012, con un gobierno de CDC. La diferencia es que el plan de control de usos turísticos emprendido por el Ejecutivo de Colau afecta a toda la ciudad "por una situación de saturación generalizada".

La iniciativa de Madrid pasa por una moratoria para hoteles y apartamentos turísticos que afectan al Centro con el fin de "definir capacidades", ha expuesto el titular de Desarrollo Urbano Sostenible. En el caso de las viviendas turísticas se plantea una moratoria no sólo para el Centro sino para otros barrios en "riesgo de saturación, como Chamberí, Salamanca y Arganzuela". Lo que sí hace el Ayuntamiento de Madrid en relación con Barcelona es "aprender de experiencias de otras ciudades".

El próximo 14 de febrero se convocará una mesa para explicar la moratoria y el plan de usos. El delegado ha destacado que su sensación tras las reuniones con vecinos y plataformas es de que "la moratoria ha sido bien recibida".