+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

CORTE POR LO SANO

Palma prohibirá el alquiler turístico de pisos en toda la ciudad a partir de verano

El ayuntamiento anuncia multas de hasta 40.000 euros a quienes arrienden su vivienda

 

Una playa de Mallorca, en una imagen de archivo. - AFP / JAIME REINA

EL PERIÓDICO
30/03/2017

Corte por lo sano. El Ayuntamiento de Palma prohibirá los pisos de alquiler turístico en toda la ciudad. Así lo ha anunciado este miércoles el teniente de alcalde de la capital balear, Antoni Noguera. Según recoge el 'Diario de Mallorca', con esta iniciativa el consistorio busca priorizar el acceso a la vivienda, y espera poner de acuerdo a sus socios de gobierno y aprobarla de forma definitiva próximamente para que esté en vigor este verano.

"El próximo verano, el alquiler vacacional en viviendas plurifamiliares estará prohibido y los propietarios que lo practiquen se expondrán a unas multas de 40.000 euros", ha informado Noguera. La decisión llega tras conocerse los resultados de un estudio encargado por la Concejalía de Modelo de Ciudad, del que se desprende que en Palma el 66% de la oferta incluye más de dos pisos y el 32% de los operadores comercializa más de 10 viviendas. De hecho, solo 15 empresas controlan el 10% de las viviendas turísticas de toda la ciudad. A estos datos se suma el incremento del precio del alquiler en un 7,4%, el más alto en España.

Desde la consejería de Turismo balear no dan crédito a este anuncio, ya que se trata de competencias del propio Gobierno de las Islas Baleares, según publica 'Mallorca diario'. Para la Asociación de Apartamentos y Viviendas de Alquiler, Aptur-Baleares, se trata de un anuncio intimidatorio ya que, actualmente, las viviendas plurifamiliares de Palma se pueden alquilar legalmente a través de la Ley de Arrendamientos Urbanos, señala el mismo medio. La asociación recuerda que la competencia en la legislación del alquiler vacacional es del Gobierno de las Islas Baleares, que en estos momentos tiene sobre la mesa el borrador del anteproyecto de modificación de la Ley de Turismo, y que aún no hay fecha para su aprobación.