+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

SUCESOS EN ZARAGOZA

A prisión la pareja de Zaragoza acusada del asesinato de la hija de ella, de 2 años

No respondían a los servicios sociales de Aragón y emitieron un informe negativo / La jueza de guardia acordó la prisión provisional para ambos

 

Vanesa M. P., la madre de la niña fallecida durante el registro policial de la vivienda de la calle María Sánchez Arbós, en el zaragozano barrio del Picarral. - ÁNGEL DE CASTRO

L. M. G.
25/01/2021

Los Servicios Sociales del Gobierno de Aragón emitieron el pasado octubre un informe negativo con respecto a Vanesa M. P. y Cristian L. V., los padres detenidos y enviados ayer a prisión como supuestos responsables de la muerte violenta de su hija de 2 años en Zaragoza. No podían hacer un seguimiento a la familia y acabaron remitiendo el expediente a la Fiscalía de Menores para intentar revertir la situación por la vía judicial.

Los técnicos se habían puesto en contacto con la pareja, pero, según fuentes consultadas por este diario, la respuesta era siempre infructuosa hasta el punto de que les emplazaban a ponerse en contacto con la abogada de Vanesa M. P.  

Desde la Consejería de Ciudadanía y Derechos Sociales reconocieron ayer que durante ese tiempo no se les dejó intervenir con el entorno familiar, ni a nivel educativo ni social.  Los servicios sociales decidieron realizarles seguimiento después de que, tal y como adelantó El Periódico de Aragón, en el mes de agosto recuperaran la custodia de sus hijos, después de que las autoridades de Gerona abrieran un expediente por malos tratos. Durante dos años estuvieron con una familia extensa en Cataluña. Un juzgado acordó devolverles a los menores y fue en ese momento cuando esta pareja de 29 y 33 años decidió  trasladarse a vivir a la capital aragonesa. Ciudad en la que tenían arraigo social, puesto que la familia de él reside allí.

Tras la muerte de la pequeña Laia, otra familia de acogida ha asumido a sus otras tres hijas de edades comprendidas entre los nueve años y los nueve meses. Ellos ingresaron en el centro penitenciario de Zuera por decreto de la magistrada del Juzgado de Instrucción número 3 de Zaragoza, Mercedes Terrer. La Fiscalía había pedido la prisión provisional.

Fue después de una breve comparecencia ya que que se acogieron a su derecho a no declarar, tal y como hicieron en la sede policial por indicación de sus abogados defensores, Armando Martínez y Teresa Font. Consideraron ambos letrados, pertenecientes al Turno de Oficio, que su situación emocional no les iba a permitir dar una versión de los hechos con todas las garantías necesarias. Pero la investigación no se acaba aquí. todo lo contrario. El titular del Juzgado de Instrucción número 12 de Zaragoza, el magistrado Alfonso Tello, dirigirá unas pesquisas que tratarán de aclarar el papel de cada uno de los jóvenes. Especialmente importante va a ser el informe forense que realice el Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA) puesto que tiene que determinar la causa exacta de la muerte de Laia, cuyo cadáver presentaba golpes a lo largo de todo su pequeño cuerpo.

Tan visibles eran que los vecinos que trataron de reanimarla vieron que presentaba moraduras en la cara, cabeza y en el costado. Estos evidenciarían que la menor pudo haber sufrido malos tratos. Unas marcas que no suelen apreciarse hasta pasado un tiempo de haberse producido. La madre y su pareja aseguraron que se había caído. Unos indicios que unidos a los antecedentes de los servicios sociales catalanes y aragoneses hicieron que el Grupo de Homicidios de la Jefatura Superior de Policía de Aragón procediera a detenerles como presuntos autores de un delito de asesinato.