+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Sucesos

 

EL ARRESTADO Da POSITIVO DESPUÉS EN COCAÍNA Y HACHÍS

Detenido tras una persecución de película en Orpesa y Benicàssim

Los agentes le persiguen por la N-340 y las calles de ambas poblaciones sin que haya ningún herido. La policía le imputa delitos de atentado contra la autoridad y conducción temeraria tras arrestarle

 

EVA BELLIDO mediterraneo@elperiodico.com BENICÀSSIM
04/06/2017

Detenido tras una persecución de película. Un hombre fue arrestado ayer por la mañana en la calle Pere el Ceremoniós de Benicàssim por presuntos delitos contra la seguridad vial, como «conducción temeraria y atentado a agentes de la autoridad», según confirmaron las policías locales de Orpesa y Benicàssim.

Los hechos se iniciaron cerca de las 12.00 horas, cuando un vehículo de atestados de la Policía Local de Orpesa se encontraba en la avenida Barcelona y dio el alto a un coche al apreciar que circulaba a gran velocidad.

Según relató el intendente jefe de la Policía Local de Orpesa, Clemente Rodrigo, el conductor, J. Q. S., no hizo caso de su aviso y estuvo a punto de atropellar a los agentes. Entonces arrancó una intensa persecución en dirección al pueblo, por la avenida del Mar hacia el campo de fútbol. A la altura del colegio público Dean Martí había un coche cortándole el paso pero, según Rodrigo, «lo esquivó, estuvo a punto de atropellar a un agente y entró en dirección prohibida por la calle Velázquez delante del colegio, por donde venía un coche de cara».

RUEDA PINCHADA // El conductor se vio encajonado, pues detrás tenía el coche de la Policía y delante uno de un particular que circulaba normal. Probablemente por el miedo, el otro coche le dejó un hueco para poder salir, según apuntaron las mismas fuentes policiales. Fue en este momento cuando uno de los policías que le apuntaba con un arma disparó a las ruedas para evitar que el vehículo se adentrara en el centro urbano. Finalmente logró escapar y salió a la N-340, recorriéndola con una rueda pinchada hasta entrar en Benicàssim.

Ahí la persecución se realizó, según la Policía Local de este municipio, que colaboró en la actuación junto a la Guardia Civil, por la avenida Barcelona, la Gran Avenida Jaime I, el paseo Pérez Bayer --donde estaban dando comienzo las actividades del Festival de Blues-- y Leopoldo Querol, hasta entrar por la calle Pere El Cerimoniós en dirección contraria, donde se encontró un coche de cara y quedó encajonado con las patrullas. Fue detenido poco después, y dio positivo en cocaína y hachís en los controles realizados por la autoridad. Por increíble que parezca, y pese a la espectacularidad del suceso y de que el número de turistas en ambas poblaciones ya es importante, no hubo ningún herido.