+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Sucesos

 

esposa y madre de experimentados deportistas

Muere una senderista al caer a un barranco de 20 metros en Vilafranca

La Guardia Civil sospecha que un tropiezo provocó la caída, de la que avisó al 112 un grupo de escaladores. La víctima, de 49 años y vecina de Morella, se precipitó al vacío durante una excursión en una zona escarpada

 

NÚRIA B. BIGNÉ
28/06/2016

La tragedia golpeó con fuerza ayer por la tarde a las localidades de Morella y Vilafranca. Ana Puig Ortí, una conocida morellana de 49 años, fallecía tras precipitarse a un barranco desde una altura de 20 metros cuando realizaba una ruta senderista en les Mallades.

Sucedió en una zona montañosa de difícil acceso, en el término de Vilafranca y de camino a Benassal, y todo parece indicar que la causa de la caída fue un tropiezo. En un primer momento, se pensó que la mujer podía estar practicando escalada en el momento de la caída, pues se trata de una reconocida montañera, con sobrada experiencia y perteneciente a una familia de espeleólogos. Poco después, se confirmó que no realizaba escalada, sino una excursión a pie y que fueron, precisamente, los integrantes de un grupo de escaladores, que conocían a la víctima, quienes alertaron al 112 de lo sucedido. Al parecer, ella era una de las monitoras de un campus deportivo de verano y aprovechó un momento de descanso entre las actividades del día para salir a pasear.

Efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos, a través del parque de Plana Alta y de la Unidad de Rescate de Montaña, y de la Guardia Civil se trasladaron al lugar de la tragedia, aunque la tarea de llegar hasta la senderista fue muy complicada por lo escarpado del terreno. Finalmente, pudieron llegar hasta el cuerpo mediante medios aéreos y efectivos sanitarios confirmaron el triste fallecimiento de Ana Puig.

El alcalde de Vilafranca, Óscar Tena, se mostró compungido por lo ocurrido y lo calificó de “desgracia” en declaraciones a este diario. Su homólogo de Morella, Rhamsés Ripollés, acudió, muy afectado, al barranco al que cayó la excursionista para seguir de primera mano las labores de rescate del cuerpo sin vida.

La fallecida y su marido, el reconocido montañero Jorge Membrado, destacaban por su gran conocimiento del monte. Tanto es así, que en el año 2006 ambos editaron un libro conjuntamente, titulado Guía de senderos homologados de Els Ports-Maestrat, a través del que ponían en valor su respeto y pasión por la montaña.

HACE UN AÑO // Hace ahora un año un joven escalador de Yecla (Murcia) era rescatado sin vida en la cara sur del Penyagolosa, donde había quedado suspendido a unos 40 metros de altura. H