+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Sucesos

 

los padres, acusados de un delito contra la salud pública

Otro hijo de dos años de la pareja detenida en Vila-real tomó cocaína

Las analíticas de cabello reflejan que los menores habían consumido la sustancia durante meses. Tras dar positivo por droga un bebé de 10 meses, realizan el test a su hermana y confirman la ingesta

 

El Hospital la Plana detectó el positivo por cocaína del bebé de diez meses y tras este resultado se le practicó el mismo test a su hermana, de dos. - MEDITERRÁNEO

NÚRIA B. BIGNÉ
29/09/2017

Otro hijo del matrimonio de Vila-real detenido ingirió cocaína y lo hizo durante meses. Así se desprende de las pruebas practicadas a la menor de edad, de dos años y medio, después de que su hermano, un bebé de diez meses, diera positivo en la sustancia en la analítica realizada por sanitarios del Hospital la Plana de Vila-real, como publicó ayer en exclusiva Mediterráneo.

Tras detectar los médicos el estupefaciente en el organismo de uno de los hijos de la pareja, activaron el protocolo de investigación. Aunque los padres alegaron que el niño podría haber tenido acceso a la cocaína durante la celebración de una fiesta en una casa (dijeron que la sustancia estaba encima de las mesas y que el pequeño podría haber gateado y chupado la droga), las autoridades decidieron practicar una analítica a otro vástago del matrimonio, de unos 30 meses, para comprobar si el consumo era generalizado entre los pequeños.

Los resultados del examen de cabello evidenciaron un consumo de larga duración en la menor. Es decir, que la niña había tomado cocaína durante meses, según explicaron a este periódico fuentes cercanas al caso.

A pesar de los dos positivos por droga, los menores de edad se encuentran en buen estado y los investigadores sospechan que los padres les proporcionaron la sustancia, aunque estos lo niegan.

Tanto el padre como la madre, españoles, de unos 40 años y vecinos de Vila-real, habrían consumido drogas en diversos momentos. Ello, unido a que los dos niños la tengan en el organismo, hace que la policía baraje como principal hipótesis el hecho de que los progenitores se la proporcionaran de forma intencionada. De ahí que los agentes les atribuyan un delito contra la salud pública.

DESCUBIERTO POR CASUALIDAD

Fue un hecho fortuito lo que destapó la ingesta. Y es que la madre de los menores acudió al centro hospitalario de Vila-real con el pequeño de ellos en brazos, pidiendo asistencia médica tras haber sufrido, según argumentó, una caída accidental. Los sanitarios los asistieron a ambos y, al practicar una analítica al bebé, descubrieron por sorpresa la cocaína en su cuerpo.

La noticia corrió ayer como la pólvora entre los vila-realenses y la detención de los padres generó cientos de reacciones en las redes sociales. Vecinos de la localidad mostraban su incredulidad ante estos hechos, tan solo un mes después de que otro caso similar saltara a los medios en la Comunitat. Un bebé de un mes ingresó en el Hospital Vithas Nisa 9 d’Octubre por una intoxicación grave de esta misma sustancia. En ese caso, el niño fue asistido en Urgencias, a donde lo llevaron sus padres, 36 y 22 años, después de un alarmante empeoramiento de su estado de salud.

Los padres intentaron poner una excusa, manifestando que su hijo podría haber sufrido una reacción alérgica a una pomada.

Temas relacionados