+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

BALANCE DEL INICIO DE CURSO

La ratio en colegios de Castellón baja una media de 5 niños por aula

La Conselleria resalta los libros gratis para 45.000 estudiantes y 17 aularios de 2 años como mejoras. Educación destaca que desde el 2015, la cifra de alumnos por clase va a menos y se dan más becas

 

El próximo curso la ratio bajará de 25 hasta 23 niños por aula en colegios públicos de Nules y Vila-real, que se suman a Burriana y Castellón. - MEDITERRÁNEO

MARI CARMEN TOMÁS
01/09/2017

Una bajada de ratios en una media de cinco alumnos por aula, la gratuidad de los libros de texto con los bancos de libros creados con el plan Xarxa, el incremento de las ayudas al comedor escolar y el transporte, y más aulas piloto de dos años son algunas de las mejoras que la Conselleria de Educación esgrime para el curso 2017/18, que arranca el día 11, en un balance de dos años de gobierno. Mientras, los padres están preocupados por la incertidumbre en torno al plurilingüismo, suspendido cautelarmente por el Tribunal Superior de Justicia. Las AMPA de la pública reclaman el fin de los barracones, ejecutando las obras comprometidas; y las de la concertada critican que la rebaja de alumnos por aula se ha hecho a su costa, como ayer publicó Mediterráneo.

Menos alumnos por aula

La ratio máxima ha bajado de 30 a 25 alumnos en Infantil y en Primaria, lo que, según indican desde la Conselleria de Educación, implica potenciar la calidad educativa. La media de alumnos por aula está bajando progresivamente, y en 3 y 4 años será de 25 niños. Pero, en los casos en los que la caída de la natalidad lo permita, serán de 23, en lugar de cerrar aulas. Los colegios de Vila-real y Nules se suman este curso, en Infantil de 3 años, a esta coyuntura, que ya se aplicaba en Castellón y Burriana el pasado. En la provincial, la ratio media es de 20,46 alumnos en Infantil y Primaria, menor que en 2016/17, cuando en todos los niveles era de 22,26.

Nueve municipios con 2 años

Cara al próximo curso habrá seis centros más con aulas piloto de dos años, junto a las 11 ya implantadas, con lo que serán, en total 17. Cada clase es para 18 niños. Las nuevas se ubican en Albocàsser, Benassal, Castellón (L’Illa), Llucena, la Vall (Blasco Ibáñez) y Vinaròs (Jaume I). Pero ya están funcionando en Burriana (Roca i Alcaide y Cardenal Tarancón), Castelló (Bisbe Climent, Mestre Canós, Armelles y Blasco Ibáñez), la Vall (Rosario Pérez y Ausiàs March), Vilafamés, y Vila-real (Concepción Arenal y Sarthou).

Sustituciones docentes

Según la Conselleria de Educación, se ha reducido el tiempo de las sustituciones de profesores y maestros. «Antes estaba en 20 días y ahora en menos de la mitad, nueve días máximo», dicen.

Más becados este curso

La cartera de Vicent Marzà defiende que ha planificado de forma más eficiente el transporte escolar, al eliminar la famosa barrera de 3 kilómetros en línea recta, y que se ha mejorado las condiciones del bono infantil, al llegar a más familias y adjudicarse de manera progresiva, en función de la renta; y que se han incrementado las becas de comedor. Como principal novedad, la Conselleria incluye como beneficiario directo de comedor escolar al alumnado de 2º ciclo de Infantil que ya tiene beca de transporte escolar. Además, se ha simplificado el proceso de solicitud. Educación prevé 100.000 beneficiarios con becas comedor en la Comunitat, 10.000 más que en el 2015. Un 54% con la ayuda íntegra.

Auxiliares de conversación

Educación anuncia que en el 2018, cada colegio contará con un auxiliar de conversación nativo, y no le afectará la suspensión cautelar del plurilingüismo.

El ‘Xarxa Llibres’ va a más

La Conselleria recuerda que más de 45.000 niños de la provincia de Castellón no pagan los libros de texto gracias al sistema de Xarxa Llibres. Como publicó Mediterráneo, son 5.943 más que el curso pasado. «Muchas familias que vuelven de vacaciones ya no tendrán que pagar los libros, en algunos casos, hasta 500 o 600 euros», indicó el president Puig.

Una plantilla mayor

Fuentes de Educación aseguran que el próximo curso habrá más de 4.000 docentes más trabajando en la Comunitat (no da datos por provincias). El sindicato mayoritario, STEPV, asegura que en julio se ofertaron 1.217 plazas más que el curso pasado: 4.203 en el de cuerpo de maestros (326 más que el curso pasado) y 7.646 en el resto de estratos (891 más). Y, teniendo en cuanta que tradicionalmente, un 10% de la plantilla corresponde a Castellón, significa que habrá 120 docentes más.

Sin embargo, las estadísticas del Ministerio de Educación reflejan que el curso 2016/17 terminó con 8.796 profesores en la provincia frente a los 8.679 del curso anterior. Este incremento es fruto del avance de los docentes de la privada, que pasan de 1.750 a 1.877, en tanto que los de la pública retroceden, de 6.929 a 6.919. Desde el STEPV anunciaron ayer que trabajarán «por un aumento de plantillas y mejorar las condiciones laborales docentes».

Los interinos y el valenciano

Educación defiende que los interinos cobran julio y agosto durante los dos últimos veranos, una de sus reivindicaciones. Pero todavía que pendiente el conflicto que mantienen los interinos que han perdido el recurso contra la Conselleria en el que solicitaban la suspensión cautelar del requisito de la capacitación en valenciano para dar clase (hay un millar sin ella). Hoy se acaba la moratoria que se les había dado.

Críticas de la concertada

El presidente de Concapa Castellón, José Antonio Rodríguez, denuncia que la Conselleria adeuda a los concertados los pagos de cuatro meses. Además, Rodríguez denuncia que la bajada artificial de la ratio en Castellón provoca que haya colegios públicos llenos, y un trasvase definitivo de la concertada a la publica, sin dotarla de recursos necesarios para atender a niños con necesidades especiales. Asegura que la actitud de la Conselleria ha provocado que muchos padres de la concertada no puedan beneficiarse del Xarxa Llibres, porque el titular del centro tiene que comprar los libros por adelantado y esperar a que la Conselleria se lo devuelva. Además, critica que no se ha permitido usar libros de colegios que no se han inscrito en el Xarxa Llibres y que no se habían recogido del curso anterior.