+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

VILA-REAL

REPORTAJE

La maestra y poetisa de su tierra

 

JOSEP CARDAJOSEP CARDA 07/04/2005

Culta, de prodigiosa pluma, maestra de profesión, hija predilecta de Vila-real y, sin embargo, una gran desconocida para la mayoría de villarrealenses.

Angelina Abad Cantavella tiene desde hace un tiempo una calle dedicada en la zona de expansión urbana de Carinyena. Y, desde ayer, también dará nombre al colegio de la zona norte, que se construirá junto al futuro jardín de La Mayorazga.

La decisión de dar el nombre de esta mujer al nuevo centro escolar que se prevé inaugurar para el curso 2007-2008 se propondrá ahora al alcalde, Manuel Vilanova, quien lo trasladará a la Conselleria de Educación, organismo que, finalmente, ha de aprobar la denominación de la nueva escuela.

Nacida en Vila-real un 20 de diciembre de 1893, Angelina destacó como una mujer de gran cultura. De hecho, son numerosos los escritos y poesías que dejó para la posteridad. Así, hay quien afirma que fue uno de los mejores ejemplos de la poesía local. Los patronos, las instituciones de la localidad, entidades culturales y sociales y, por supuesto, las rosarieras y las purisimeras han sido objeto de inspiración para esta mujer.

Sin duda, esa amplia cultura le vino dada por un ambiente familiar propicio; su padre, Juan Bautista Abad, fue médico y su madre, Ana María Cantavella, maestra. En este sentido, tanto su madre como ella misma sentaron cátedra, al ser algunas de las pocas mujeres que ejercían la profesión de educadoras a finales del siglo XIX, en el primer caso, y en las primeras décadas del siglo pasado, en el caso de Angelina.

Además de maestra y poetisa, esta brillante mujer villarrealense, que murió a los 71 años de edad, también ejerció como cronista de su ciudad y la corporación municipal la nombró hija predilecta en el año 1928.

Repertorio poético

En su amplio y variado repertorio poético existe una composición, dedicada a su Vila-real natal, en la que se palpa el amor por su tierra y en el que en el primero de sus párrafos dice: Yo quisiera entonar, pueblo querido, dulces canciones a tu fértil suelo... y pintar la hermosura de tu cielo con palabras de bello colorido.

Angelina Abad supo alternar como nadie su labor educadora con su vertiente artística y es por ello que, ahora, se le quiere rendir un homenaje bautizando con su nombre al futuro colegio de Educación Infantil y Primaria que se construirá junto a La Mayorazga.

Incluso una gran fotografía de la maestra y poetisa, la misma que hoy reproduce este rotativo, presidirá la entrada del centro escolar y servirá para dar imagen a un nombre desconocido para muchos, pero que dejará de serlo desde ahora.