+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Vila-real

 

se incluye en las inversiones de los presupuestos del 2017

El primer banco de vivienda social de Vila-real arrancará con cinco pisos ‘puente’

El alcalde Benlloch quiere disponer de 10 de estos inmuebles para final de año . El consistorio asigna 10.000 euros este año para amueblar dos de las viviendas

 

VILA-REAL
03/01/2017

Un total de cinco inmuebles darán forma al arranque inicial del banco de viviendas sociales que el Ayuntamiento de Vila-real pondrá en marcha a lo largo del año que acaba de iniciarse. «Se trata de pisos puente, un recurso temporal para situaciones de exclusión y emergencia, que están a disposición del departamento de Servicios Sociales municipales para derivar aquellos casos que así lo requieran y durante un tiempo determinado, tras el cual, las familias beneficiarias puedan retomar sus vidas en condiciones», explica el alcalde, José Benlloch, quien recuerda que, en la actualidad, estas necesidades se cubren con el realojo en hoteles y hostales o la concesión de ayudas de emergencia.

Y es que el presupuesto municipal para el 2017 que, previsiblemente, se aprobará en pleno extraordinario el 10 de enero, contempla una partida de 10.000 euros --en el apartado de inversiones--, que se destinará a equipar dos viviendas que la Generalitat cede a la ciudad para este recurso público con el que se creará el primer banco local de pisos.

«Durante cuatro años, la Generalitat del PP tuvo viviendas del parque público en Vila-real cerradas y sin adjudicar, pese a que desde el Ayuntamiento se les reclamó en diversas ocasiones», afirma Benlloch, quien hace hincapié en que, «afortunadamente, el cambio en el Consell trajo consigo la reforma y adjudicación de inmuebles y un acuerdo para adecuar otros dos pisos y ponerlos a disposición del consistorio con un acuerdo de alquiler que nos permite impulsar este año este banco de casas puente para cubrir situaciones de emergencia social». Una iniciativa que el equipo de gobierno tiene previsto hacer crecer a lo largo del año que acaba de comenzar hasta lograr alcanzar la decena de viviendas «de urgencia y diagnóstico».

En concreto, la inversión de 10.000 euros que se incluye en las cuentas del Ayuntamiento para el 2017 servirá para instalar el mobiliario en los dos hogares reformados por la Generalitat en el 2016. Las casas en cuestión se ubican en sendos edificios ubicados en la calle Molí Bisbal, en la parte trasera del campo de fútbol El Madrigal y frente al jardín del Pou d’Amorós; y en el que tiene fachada en las avenidas Castelló, Grècia y calle Riu, vial este último por el que tiene acceso.