Jesús Corbí, párroco de Nuestra Señora de la Asunción de Torrent, iglesia desde la que se había estado retransmitiendo hasta ahora las misas dominicales en À Punt, anunció en su última homilía que los oficios religiosos dejarán de emitirse en la cadena valenciana.

«Lamentamos que el Consell Rector haya adoptado esta medida», dijo Corbí quien habría animado a los fieles a hacer saber al órgano de la televisión su disconformidad. Corbí señaló a los fieles asistentes a la misa que «con esa medida discrimina a los ancianos que no pueden acudir a las iglesias y a las personas impedidas que tampoco lo pueden hacer. También a los niños, para los cuales la televisión constituye una herramienta para aprender a hablar valenciano».